Salud

Curas para la tos seca y persistente durante la noche

Escrito por kent page mcgroarty | Traducido por walter f. stocco
Curas para la tos seca y persistente durante la noche

No pierdas otra noche de sueño debido a una tos seca.

BananaStock/BananaStock/Getty Images

Una tos seca y persistente no sólo es dolorosa e irritante sino que también puede resultar en muchas noches de insomnio. Antes de intentar dormir toda una noche con tos, trata de cambiar tu posición y experimentar con remedios naturales y comerciales para encontrar un supresor de la tos que funcione para ti. Consulta a un médico o profesional de la salud si los síntomas empeoran, si toses con sangre o si ésta dura más de dos semanas sin otros síntomas.

Otras personas están leyendo

Supresores

A diferencia de las toses pesadas con moco que requieren expectorantes para diluirlo, la tos seca puede requerir supresores para controlarla para que puedas tener un sueño reparador. Puedes buscar los medicamentos supresores que contienen dextrometorfano, sin depender demasiado de estos supresores, dado que pueden derivarse otros problemas de salud debido a su uso continuado.

Las frutas, los frutos secos y las legumbres

Come ciertos alimentos aproximadamente alrededor de una hora antes de acostarte para ayudar a controlar la tos seca. Pica una cebolla cruda, extrae su jugo y mézclala con una cucharadita de miel. Haz esta mezcla de cuatro o cinco horas antes de acostarte, ya que debe marinar durante este período de tiempo. Toma el jarabe resultante dos veces al día, incluso antes de dormir. Otro brebaje que puedes hacer antes de irte a dormir requiere de 4 onzas (113 gramos) de pasas molidas con agua. Licua la mezcla con 4 onzas (113 gramos) de azúcar y calienta hasta que tengas una consistencia similar a una salsa. Toma alrededor de 4 cucharaditas de la mezcla todas las noches antes de acostarte.

Líquidos

Los recursos líquidos para la tos seca y persistente son el té y los jugos de frutas. Haz una taza de té verde una hora antes de acostarte y añade 1 a 2 cucharaditas de miel para calmar la tos seca. Bebe una taza de té de anís, una especia similar en sabor al hinojo como un remedio para una tos seca con moco espeso. Haz gárgaras con agua salada o bebe una taza de leche caliente con 1 a 2 cucharaditas de miel; la leche también ayudará a promover el sueño.

Ideas para los dormitorios

Otras ideas para el tratamiento de la tos seca y persistente durante la noche incluyen recostarte con la cabeza elevada, dado que la posición horizontal puede agravar la tos. También intenta toser en una almohada, aunque esto no es una "cura" pero ayudará a aliviar la presión sobre los músculos de tu estómago a medida que toses. Añade un humidificador en tu dormitorio para poner humedad en el aire, dado que el aire seco hará que cualquier tos empeore.

Más galerías de fotos

comentarios

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media