Cómo dar un masaje de glúteos

Escrito por ehow contributor | Traducido por manuel lama paniagua
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo dar un masaje de glúteos
Dale a tu ser querido un masaje de nalgas siguiendo estos pasos y —si tienes suerte— puede ser que recibas uno a cambio. (PhotoObjects.net/PhotoObjects.net/Getty Images)

Después de lo mucho que hacen los glúteos por nosotros, desde luego no les damos mucho crédito. Les culpamos por ser demasiado grandes, demasiado pesadas, demasiado caídas e incluso demasiado escandalosas. Pero sin nuestros glúteos, estaríamos en problemas. Dale a tu ser querido un masaje de nalgas siguiendo estos pasos —y si tienes suerte— puede ser que recibas uno a cambio.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    Incluye las nalgas en un masaje completo de cuerpo que comience con el cuello y los hombros, continúe por la espalda y luego llegue a los glúteos y las piernas, si tienes tiempo. Mantén el contacto con su piel durante todo el tiempo con el fin de mantenerla relajada y cómoda donde esté.

  2. 2

    Arrodíllate al lado de la persona, con su cuerpo vuelto de forma diagonal en relación con su cuerpo y la cabeza.

  3. 3

    Coloca las manos en la parte superior de las nalgas y empuja hacia arriba y hacia fuera, siguiendo la redondez natural. Esto libera la tensión de la columna vertebral y abre los músculos inferiores de la espalda tensos.

  4. 4

    Continúa la fricción hacia afuera alrededor de los lados y la espalda hasta la vuelta, en un movimiento circular. Tira hacia arriba de los lados y amasa las zonas carnosas en la parte superior.

  5. 5

    Colócate más abajo en sus piernas. Coloca la palma de tu mano en la parte posterior de la parte baja del muslo, justo sobre la rodilla. Empuja hacia arriba, hasta el final en la carne de las nalgas. Repite con el otro lado.

  6. 6

    Haz pequeños movimientos circulares en los puntos de presión en todo el triángulo en la base de la espalda baja.

  7. 7

    Mantén el contacto y el movimiento continuo durante el masaje. Las pausas o "tiempo libre" podrían asustarla o hacerle preguntar qué será lo próximo, lo cual no es muy relajante.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles