Cómo demostrar la atracción y repulsión magnética

Escrito por chris stevenson | Traducido por silvina ramos
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo demostrar la atracción y repulsión magnética
Los imanes poseen fuerza para sostener un objeto contra un refrigerador. (Jupiterimages/Creatas/Getty Images)

El magnetismo consiste en una fuerza o campo que incluye corrientes electromagnéticas. Cuando dos corrientes paralelas se alinean en direcciones idénticas, se repelen u oponen. Si se alinean en direcciones opuestas, se atraen. La Tierra posee un polo norte y un polo sur, los cuales forman una magnetosfera y demuestran que la Tierra se asemeja a un imán gigante. Se pueden demostrar las fuerzas del magnetismo a través de experimentos y materiales que muestran los efectos y fortalezas que el magnetismo posee en diferentes objetos y consigo mismo.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Polo, imán en forma de dona e imán de barra
  • Lápiz
  • Cartulina
  • Sujetapapeles
  • Vaso
  • Tarugo de madera
  • Brújula

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Dibuja con un lápiz un laberinto o carrera de obstáculos en una pieza blanca de cartulina. Coloca un sujetapapeles encima de la cartulina al comienzo del laberinto. Sostén un imán de barra o polo magnético debajo de la cartulina y arrastra el sujetapapeles a través del laberinto o carrera de obstáculos. Esto demuestra la fuerza y poder penetrante de un campo magnético a través de un objeto delgado.

  2. 2

    Sostén dos imanes en barra juntos, con los polos opuestos de cada imán tocándose. Nota cómo los polos opuesto se atraen con gran fuerza. Sepáralos y cambia los polos. Intenta empujar los imanes juntos con los mismos polos alineados. Nota la resistencia de los polos para repelerse entre sí. Esto demuestra la atracción y repulsión directa de los polos.

  3. 3

    Llena un vaso con agua y tira un sujetapapeles en el fondo del vaso. Coloca el imán por debajo del vaso y mueve el imán por los costados mientras arrastras el sujetapapeles con el imán. Saca el sujetapapeles del vaso con el imán. Esto muestra la fuerza del imán y su capacidad para traspasar las líneas de fuerza a través de un objeto más espeso, sin utilizar ninguna otra herramienta para retirar el sujetapapeles.

  4. 4

    Coloca el extremo de un tarugo sobre una superficie plana y sostén el otro extremo. Desliza un imán en forma de dona sobre el tarugo. Coloca otro imán de dona sobre el tarugo, enfrentando los mismos polos magnéticos de los imanes, y suavemente deja que uno se sitúe por encima del otro. Nota que los imanes no se tocan y que parece que un imán sobrevuela al otro. Esto demuestra que se pueden utilizar imanes para levitación, como los que se utilizan en los trenes de levitación magnética.

  5. 5

    Coloca una brújula sobre una mesa plana. Toma un imán y colócalo sobre la aguja de la brújula, espera que la aguja comience a moverse y luego gira lentamente el polo magnético sobre el perímetro de la brújula. Nota como comienza a girar la aguja y adquiere velocidad a medida que se acelera la rotación del imán. Esto demuestra que la fuerza magnética realmente puede impulsar un objeto en dirección rotativa.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles