El desarrollo de los huesos durante el desarrollo fetal

Escrito por karen hellesvig-gaskell | Traducido por maría sol spera

Otras personas están leyendo

El desarrollo de los huesos durante el desarrollo fetal

El proceso de formación de los huesos

Creatas Images/Creatas/Getty Images

Formación de los huesos

El esqueleto del feto comienza a desarrollar sus huesos 13 semanas luego de la concepción. Los huesos se vuelven gradualmente fuertes y el tejido muscular comienza a desarrollarse. En el nacimiento, un recién nacido tiene aproximadamente 300 huesos. Con el tiempo, éstos huesos crecen conjuntamente para formar los 206 huesos del adulto.

Del cartílago al hueso

Según el National Institute of Dental and Craniofacial Research (Instituto Nacional de Investigación dental y cráneofacial) (NIDCR), un embrión humano comienza siendo cartílago que luego se transforma en hueso. El cartílago es una sustancia flexible y elástica. La NIDCR explica que la transición del cartílago al hueso es coordinada por un sistema complejo de proteínas llamado factores de transcripción. Esta red enciende los genes adecuados en el momento preciso para completar el proceso de osificación (formación del tejido óseo). Los huesos de los recién nacidos y de los niños no son tan fuertes como los de los adultos ya que aún no se han osificado. Durante la infancia, el cartílago crece y es gradualmente reemplazado por hueso con asistencia del calcio.

La materia del hueso

Los huesos están formados principalmente por colágeno, fósforo, sodio y calcio. El calcio endurece los huesos para que sean lo suficientemente fuerte para soportar el peso del cuerpo. Los huesos contienen calcio que cuando es requerido en otras áreas del cuerpo, un poco de él es descargado en el torrente sanguíneo. La mayoría de las células sanguíneas son producidas por la médula ósea que está localizada en el interior del hueso. Las células madres contenidas en la médula ósea fabrican glóbulos rojos de la sangre (proveen oxígeno a los tejidos), plaquetas (ayudan a coagular la sangre), y algunos tipos de glóbulos blancos de la sangre (combatientes de infecciones). Los huesos están conectados a otros huesos por ligamentos (tiras largas y fibrosas).

Tipos de huesos

Los dos tipos de huesos en el cuerpo humano son el compacto y el esponjoso. El hueso compacto se parece al marfil. Es la porción exterior, fuerte, lisa y sólida del hueso. Dentro del hueso compacto hay varias capas de hueso esponjoso, el cual es similar en apariencia a una esponja. Este no es tan duradero como el compacto, es muy resistente.

No dejes de leer...

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media