Desgarro del menisco lateral y rehabilitación

Escrito por jaime herndon | Traducido por irene cudich
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Desgarro del menisco lateral y rehabilitación
La articulación de la rodilla es una de las articulaciones más complejas del cuerpo. (Brand X Pictures/Brand X Pictures/Getty Images)

La articulación de la rodilla es la más grande del cuerpo humano, y puesto que se usa mucho, es proclive a lesionarse, según la "American Academy of Orthopaedic Surgeons". Una de las lesiones más comunes de la rodilla es un desgarro de los meniscos, que puede suceder a cualquier edad. Si crees que puedes tener un desgarro del menisco lateral, consulta a tu médico para que te examine y realice un diagnóstico.

Otras personas están leyendo

Articulación de la rodilla

La articulación de la rodilla consiste en la reunión de tres huesos: el fémur, la tibia y la rótula, o patela. Las cuñas de cartílago, llamadas meniscos, ubicadas entre el fémur y la tibia, ayudan a absorber los impactos y a estabilizar la articulación. El menisco que está afuera de la articulación de la rodilla es el menisco lateral, y el que está dentro de la articulación es el medial. Los desgarros en estas piezas de cartílago pueden variar desde leves a sumamente severos, y una resonancia magnética puede ayudar a diagnosticar el alcance del desgarro.

Tratamiento del desgarro del menisco

Los desgarros de los meniscos se clasifican en tres grados. Los grados 1 y 2 generalmente no son serios, pero un desgarro grado 3 es un desgarro importante, para el cual típicamente se requiere cirugía, sostienen en Cedars-Sinai. Según el tamaño y la ubicación del desgarro, una opción quirúrgica puede ser más apropiada que otra. La reparación artroscópica es un procedimiento mínimamente invasivo que repara el desgarro usando un artroscopio y conecta las partes desgarradas del menisco. Una meniscectomía parcial artroscópica remueve una pequeña porción del menisco lesionado para restaurar el movimiento normal de la rodilla, y una meniscectomía total involucra remover todo el menisco, explican en Cedars-Sinai.

Rehabilitación de los desgarros del menisco lateral

Luego de una cirugía de desgarro del menisco lateral, tu médico te hará usar un yeso o una férula para inmovilizarte. Una vez que sea seguro, tu doctor puede prescribir fisioterapia para tu rodilla con el objeto de restaurar movilidad y recobrar la fuerza, dice la AAOS. Los ejercicios para volver a obtener un rango de movimientos en tu rodilla pueden incluir ejercicios de flexión y extensión de la rodilla, ponerse en cuclillas e intensificar el ritmo de la marcha, sostiene Athelitadvisor.com. Tu médico o fisioterapeuta podrá prepararte una rutina de rehabilitación a tu medida y demostrarte cómo hacer los ejercicios en forma segura.

Advertencias

Si tienes síntomas de desgarro de un menisco, como dolor en la rodilla, hinchazón, articulación trabada de la rodilla y dificultad para moverte, consulta con tu profesional de confianza para que te dé un diagnóstico preciso. Muchas personas pueden seguir caminando después de un desgarro menor del menisco, pero si no se tratan, se pueden separar pedazos del cartílago y entrar en la articulación, causando problemas severos en ella, dice la AAOS. No intentes tratarlo por tu cuenta, sigue la rehabilitación que te prescribe tu médico o fisioterapeuta para evitar que se produzca más daño.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles