Cómo deshacerse de los dedos de pie en martillo

Escrito por lauren thompson | Traducido por ehow contributor
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • E-mail

Muchas personas conviven con los dolorosos y antiestéticos dedos de pie en martillo. Suelen aparecer durante la vejez o mediante el uso prolongado de calzado que no brinde el espacio suficiente a los pies. La causa de los dedos en martillo es una incorrecta tracción del tendón en la parte superior del pie, lo que distorsiona su apariencia y promueve la formación de callos. Algunas personas están predispuestas genéticamente a desarrollar dedos en martillo; en otras ocasiones la principal causa es la artritis. Otras personas adquieren la enfermedad con el tiempo, mediante el uso de calzado que no se ajusta a la anatomía de los dedos de los pies, como zapatos de taco alto o calzado y medias demasiado apretados.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    Busca un calzado que se ajuste apropiadamente al ancho y al largo de tus pies. No te fíes en cómo se ve a simple vista, pruébalo en la tienda. Busca marcas que confeccionen diseños anchos y que cuenten con una amplia variedad de talles.

  2. 2

    Lleva las medias que luego utilizarás con ese calzado. Si buscas zapatillas deportivas, ponte medias de algodón en lugar de unas finas de vestir. Asegúrate de que no sean demasiado apretadas para que tus dedos no se amontonen.

  3. 3

    Ve de compras al final de la jornada laboral o luego de caminar un rato, ya que en estas situaciones el pie alcanza su talle máximo. Los pies suelen hincharse un poco mientras caminas o realizas actividades cotidianas, por lo tanto, un calzado que no se ajuste a este tamaño del pie puede acelerar la aparición de dedos en martillo.

  4. 4

    Compra un calzado de punta redonda y taco normal. Si estás siguiendo un tratamiento de los dedos en martillo, evita los zapatos de taco demasiado alto ya que obligan a los dedos a chocar contra la punta del calzado. Los zapatos de punta agruparán los dedos de pie agravando la situación.

  1. 1

    Quédate descalzo y levanta los dedos hacia la canilla. Mantén apretado y estira. Repite este ejercicio en ambos pies para aliviar y prevenir los dedos en martillo.

  2. 2

    Levanta objetos pequeños con los dedos de los pies, como por ejemplo un lápiz o una canica. Arrúgalos para poder levantar el objeto.

  3. 3

    Camina descalzo o en sandalias para poder flexionar los tendones del pie. No dudes en exagerar los movimientos y flexionar el pie, siempre y cuando el estiramiento no cause dolor.

  1. 1

    Sumerge tus pies en agua tibia, luego en agua fría. Hazlo 2 o 3 veces por día para reducir el dolor y la hinchazón de las articulaciones.

  2. 2

    Prueba con vendar tus dedos. El vendaje ayudará a una correcta alineación y evitará una flexión inadecuada de las articulaciones, por lo tanto, aliviará el dolor.

  3. 3

    Compra un corrector o una férula para alinear el dedo y úsalo diariamente. Muchos de estos dispositivos pueden colocarse en el calzado, pero si no lo cambias por uno más cómodo, el buen resultado de la férula no será duradero.

Consejos y advertencias

  • Consulta a tu médico si el dolor no cesa en un par de semanas. Los casos graves de dedo en martillo pueden corregirse con cirugía.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles