Cómo desprenderse de un hijo que se va para ir la universidad

Escrito por ehow contributor | Traducido por gabriela alessandrello
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo desprenderse de un hijo que se va para ir la universidad
Cómo desprenderse de un hijo que va a la universidad.

En una época, el síndrome del nido vacío afectaba a los padres con hijos que se iban a la universidad. Hoy en día se da lo que se conoce como "padres helicóptero", es decir padres que siguen merodeando y no logran desprenderse de sus hijos. Sin embargo, ir a la universidad es una transición para los chicos ya que están dando sus últimos pasos hacia la vida adulta y está alejándose de los padres. Sigue estos pasos para lograr desprenderte de tu flamante universitario.

Nivel de dificultad:
Moderado

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    Asegúrate de estar disponible durante las semanas anteriores a que tu hijo se mude. A pesar de que es posible que no lo demuestre, probablemente se sienta ansiosa con respecto a esta nueva etapa de su vida.

  2. 2

    Llora todo lo que quieras. Estás pasando por una pérdida: la pérdida de un hijo que ya no necesita que te encargues de todo. Permítete hacer el duelo.

  3. 3

    Estable directrices de comunicación. Solo porque las herramientas de comunicación están más disponibles que nunca no significa que debas estar en constante contacto. Deja que tu hijo inicie el contacto la mayoría de las veces pero no dudes en levantar el teléfono o escribir en el teclado si es que pasó bastante tiempo. Los niños deben saber que sus padres se preocupan por ellos.

  4. 4

    No manejes la vida de tu hijo. Él puede elegir los horarios de clase que desee, pagar sus cuentas y corregir sus ensayos. Los jóvenes no logran ser independientes hasta que no toman sus propias decisiones.

  5. 5

    Deja que tu hijo acepte las consecuencias de sus propias acciones. No pagar sus cuentas, resulta en cargos adicionales, ni hablar de la vergüenza que pasaría si le rebota un cheque. Si se queda durmiendo en vez de ir a clase puede perderse alguna lección elemental y eso terminará afectando sus notas finales. Los chicos aprenden más de sus propios errores que de lo que les dicen sus padres.

  6. 6

    Si tu hijo te llama y se siente molesto, mantén la calma. Los universitarios muchas veces necesitan descargarse de sus frustraciones y ¿quién mejor para escucharlos que sus padres? Recuerda que tu hijo probablemente se sienta mejor luego de colgar de lo que te sentirás tú.

  7. 7

    Ten en cuenta que el proceso de desprendimiento comienza en cuanto tu hijo da su primer paso. A medida que los hijos van creciendo, los padres les brindan nuevas responsabilidades y privilegios. Irse de casa para ir a la universidad es parte del proceso, tal como aprender a caminar, a comer solo o a manejar.

Consejos y advertencias

  • Habla con otros que hayan tenido que desprenderse de sus hijos. Nadie te comprenderá tan bien cómo otro padre.
  • Muchas universidades tienen oficinas que funcionan como enlace entre los padres y los hijos para ayudar a mantener los límites apropiados. Pregunta en la oficina de admisiones si te pueden recomendar algún libro o recursos para poder lidiar con la transición.
  • Encuentra otras actividades para distraerte y no preocuparte, como pasatiempos, trabajo voluntario, turismo o proyectos creativos.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles