Cómo quitar el sabor metálico en la boca

Escrito por renee claire | Traducido por enrique pereira vivas
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo quitar el sabor metálico en la boca
Descubre cómo detener el sabor metálico en la boca. (Jupiterimages/Polka Dot/Getty Images)

La disgeusia es el término científico para un sabor metálico en la boca. Este problema tiene varias causas posibles. Los medicamentos, condiciones médicas o dentales, así como los factores ambientales, pueden ser los causantes. Determinar la causa, cuando es posible, es útil en la eliminación o el tratamiento del problema. El problema se puede identificar como algo a corto plazo, como por ejemplo por un curso de antibióticos, o de largo plazo, como en el caso de una enfermedad crónica. Si estás experimentando disgeusia que no se resuelve en un corto período de tiempo, ponte en contacto con tu proveedor de atención de la salud.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Instrucciones

    Determinar la causa

  1. 1

    Determina la causa. Una vez que sepas por qué tienes el problema, un curso de acción puede ser decidido. La eliminación de la causa de la disgeusia es el mejor curso de acción, pero no siempre es posible. En ese caso, hacer algunos cambios y tomar algunos pasos simples pueden hacer que la disgeusia sea más tolerable.

  2. 2

    Revisa tus medicamentos para ver los efectos secundarios. Un sabor metálico en la boca puede aparecer como un efecto secundario de muchos medicamentos. Si no estás seguro, consulta con tu farmacéutico o médico. A veces, el médico puede prescribir un medicamento alternativo. Algunos medicamentos que enumeran estos efectos secundarios son: Antidepresivos Auranofina Litio Antibióticos tales como penicilina Metformina Disulfiram Captopril Medicamentos para la tiroides Quimioterapia Calcitrol Suplementos tales como carbonato de calcio Vitaminas prenatales, especialmente cuando se toman con un antidepresivo Anestésicos tales como lidocaína Metronidazol

  3. 3

    Verifica la dosis de todos los medicamentos. Verifica para asegurarte de que estés tomando la dosis correcta de medicamentos, vitaminas y otros suplementos. Un sabor metálico en la boca ha sido asociado con sobredosis de selenio y ciertas deficiencias de vitamínicas crónicas. El zinc y la vitamina B12 pueden conducir a resolver este problema, pero cuando el nutriente que falta se añade a la dieta. Tomar la dosis correcta de un medicamento o suplemento es crítico.

  4. 4

    Consulta al dentista. Los problemas dentales pueden contribuir a este problema. Los problemas de los senos, goteo posnasal y un tejido sangrante de las encías también pueden ser la causa. Los glóbulos rojos rotos liberan hierro causando un sabor metálico. Además, los empastes dentales hechos de metales diferentes pueden crear una corriente eléctrica en la boca que puede ser saboreada como metálica. Algunas personas han reportado haber experimentado disgeusia después de obtener prótesis dentales o de algún elemento de metal dental. Algunos dentistas creen que la descomposición de los empastes de mercurio también causa disgeusia.

  5. 5

    Hazte un chequeo. Varias condiciones de salud pueden causar que una persona experimente sabor metálico en la boca. Las alergias alimentarias pueden ser la causa y el problema se resuelve al eliminar el alimento responsable. Los pacientes de cáncer a menudo experimentan este problema ya sea por la enfermedad, la quimioterapia o la radiación. Los pacientes con úlcera péptica, así como los pacientes que sufren de enfermedad renal, pueden quejarse de disgeusia. Las personas que están a dieta o en una dieta alta en proteínas pueden tener un sabor metálico en la boca también. La exposición a metales, tales como cobre en utensilios de cocina o del suministro de agua, también puede estar vinculada a este problema, así como el envenenamiento por mercurio o plomo. Los trabajadores de las industrias del acero y latón también han informado sufrir de disgeusia.

    Tratamiento

  1. 1

    Practica una buena higiene bucal. Enjuágate la boca varias veces al día con una solución de agua salada leve consistente en 1 cucharadita de sal en un vaso de 8 onzas (0,23 l) de agua. Cepilla tus dientes cuatro veces al día. Cepilla suavemente tu lengua cada vez que te cepilles los dientes.

  2. 2

    Bebe líquidos en abundancia. Bebe jugos cítricos y bebidas ácidas, como limonada, para estimular la producción de saliva. Mantén la boca húmeda. Una boca seca agrava el problema.

  3. 3

    Come alimentos ácidos. Come alimentos que contengan vinagre o aderezos a base de vinagre para promover la producción de saliva. Usa caramelos cítricos con sabor durante todo el día para aumentar la producción de saliva y enmascarar el sabor en la boca.

    Haz cambios en la cocina

  1. 1

    Cambia los utensilios de cocina. Reemplaza los cubiertos de plata con cubiertos de plástico para comer. Algunas personas con sensibilidad reaccionan a los metales de los cubiertos.

  2. 2

    Cambia tus utensilios de cocina. Considera el tipo de ollas y sartenes que estás usando. Los utensilios de cocina de cobre han sido un problema para algunas personas.

  3. 3

    Prueba tu suministro de agua. Si sospechas que tu agua del grifo tiene exceso de cobre, deja correr el grifo durante dos o tres minutos antes de usarla. Si es posible, haz que el suministro de agua sea probada por una empresa de renombre.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles