Diferentes maneras de acomodar libros en un estante

Escrito por elizabeth arnold | Traducido por maría marcela mennucci
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Diferentes maneras de acomodar libros en un estante
Acomoda los libros prolijamente en un estante. (Jupiterimages/Photos.com/Getty Images)

Si tienes muchos libros, acomódalos decorativamente en un estante en lugar de apilarlos en una caja u ocultarlos debajo de la cama. Puedes organizar los libros en un estante de pared o biblioteca de manera que acompañe la apariencia general de una sala de estar o dormitorio.

Otras personas están leyendo

Libros clasificados

Como punto de inicio para la organización, clasifica todos tus libros por tamaño, tema o color y acomódalos en un estante en consecuencia. Por ejemplo, crea una fila entera de libros de ficción y otra de libros de cocina. Otra idea es agrupar los libros por color para crear un efecto arco iris. Para los libros con cubiertas de colores similares, como rojo o azul, uno al lado del otro con los lomos mirando hacia afuera. Otra opción es clasificar los libros en un estante en orden del más pequeño al más alto.

Topes para libros

Una vez que hayas acomodado los libros prolijamente en un estante de pared o biblioteca, completa el estilo con topes de libros decorativos. Los topes atractivos o temáticos pasarán a formar parte de la decoración de la habitación, mientras que sirven al mismo tiempo un propósito útil. Elige topes con diseños, como peces tropicales, pelotas de fútbol, o botellas de vino, que coordinen con el estilo general de la habitación. Para un toque extravagante, elige topes que parezcan peceras reales y llénalos con pequeños peces.

Añade chucherías

Incorpora chucherías interesantes en el arreglo de libros para un estilo extravagante. Si tienes espacio extra en el estante, usarlo para guardar pequeñas colecciones y fotos es una manera inteligente de utilizar espacio de almacenamiento. Para crear los exhibidores, para libros de manera vertical por orden de altura en un estante, permitiendo dejando al menos un pie (0,3 m) de espacio al final. Coloca en dicho espacio un elemento decorativo, como un jarro farmacéutico lleno con vidrio marino o conchas. Si tienes una biblioteca, haz una disposición un poco diferente en el estante de abajo, como colocar un marco para fotos entre la fila de libros para darle un estilo variado.

Libros apilados

Una alternativa creativa de parar los libros verticalmente en un estante, es apilarlos. Haz una pila de libros, con los lomos mirando hacia afuera para mayor conveniencia, ordenados del más grande al más pequeño. Crea pilas de diferentes alturas, y alterna filas de libros apilados con filas de libros verticales para un estilo más interesante. Una disposición de libros apilados es ideal si tienes pilas de revistas para guardar junto con los periódicos.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles