Cómo disciplinar a un niño que tiene bajo control de sus impulsos

Escrito por jolene armand | Traducido por paulina illanes amenábar
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo disciplinar a un niño que tiene bajo control de sus impulsos
Aprende a disciplinar a un niño impulsivo. (Hemera Technologies/AbleStock.com/Getty Images)

Criar a un niño que tiene dificultades para controlar sus impulsos requiere diferentes estrategias de afrontamiento y de crianza que hacerlo con un niño sin esas dificultades. Es importante recordar que, al igual que la mayoría de los niños, un niño con bajo control de los impulsos quiere ser bueno y quiere complacer a sus padres y maestros, pero es posible que necesite más ayuda para alcanzar esas metas. Al disciplinar al niño de una manera que acoge y reconoce su dificultad para controlar los impulsos, puede mejorar su comportamiento, preservando su autoestima.

Nivel de dificultad:
Moderadamente difícil

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    Crea una tabla de infracciones comunes. Dibuja una línea en el centro de una hoja de papel. Etiqueta el lado izquierdo con "Infracciones" y el lado derecho con "Consecuencias". Explica el gráfico al niño y ponlo donde fácilmente se puede ver todos los días. Anímalo a contribuir con este cuadro, discutiendo temas que con frecuencia son difíciles para él y consecuencias que sean justas y se adapten a la infracción.

  2. 2

    Responde a los problemas de disciplina, incluso cuando no es conveniente. Es fácil dejar pasar el mal comportamiento mientras estás en una tienda o si tienes visitas. Los niños con bajo control de los impulsos necesitan consistencia y previsibilidad para ayudarles a aprender el autocontrol.

  3. 3

    Disciplina al niño inmediatamente. Esperar a más tarde para aplicar el castigo hace que sea más difícil para el niño asociar un efecto negativo con su mal comportamiento.

  4. 4

    Emplea un gesto sutil o palabra clave como una señal cuando el comportamiento negativo del niño comienza. Esto permitirá dar una advertencia, que puede ser suficiente para restablecer el orden, sin avergonzar al niño.

  5. 5

    Crea mecanismos de afrontamiento. Los niños con problemas de control de impulsos pueden necesitar más ayuda que otros niños para aprender el comportamiento habitual y buen autocontrol. El niño puede estar consciente de cuando está teniendo dificultades para controlarse. Enseña al niño a reconocer los signos de que está saliéndose de control y establece mecanismos de solución que se pueden emplear cuando eso sucede. Por ejemplo, podría pasar 15 minutos a solas en su cuarto para calmarse o escuchar música y salir de esa zona cuando se sienta más en control.

Consejos y advertencias

  • Un niño puede tener problemas de autocontrol por una serie de razones, incluyendo discapacidades de desarrollo, problemas en el hogar, exposición al abuso, dificultades de salud o ninguna de estas razones. Habla con el pediatra de tu hijo para obtener orientación, especialmente ante cualquier problema de comportamiento nuevo.
  • Recuerda que debes premiar el buen comportamiento y los períodos de auto-control. Incluso unas pocas palabras amables de reconocimiento le recuerdan al niño que está en el camino correcto y le alientan a continuar.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles