Salud

Efectos neurológicos de las sobredosis de drogas o medicamentos

Escrito por jaime golden | Traducido por mila guevarian
Efectos neurológicos de las sobredosis de drogas o medicamentos

Los efectos neurológicos provocados por las sobredosis pueden ser muy graves.

Thomas Northcut/Digital Vision/Getty Images

Una sobredosis es una experiencia traumática, tanto para la persona que la padece como para sus familiares y demás seres queridos. Los efectos neurológicos que provoca pueden durar horas, días, meses e incluso toda la vida. Las discapacidades neurológicas pueden hacer que la persona afectada tenga que volver a aprender muchas de las tareas de la vida diaria y que requiera atención médica de por vida.

Otras personas están leyendo

Somnolencia o sedación

La sedación, uno de los efectos neurológicos más leves de las sobredosis, aparece cuando la droga llega al torrente sanguíneo y se dirige al cerebro. La somnolencia suele ser un efecto pasajero que desaparece en pocas horas; una vez superada, pueden aparecer otros efectos neurológicos.

Confusión y cambios en la personalidad

Las personas que sufren una sobredosis suelen mostrarse confusas, hablan de forma incomprensible y manifiestan problemas de memoria y desorientación. También pueden tener dificultades para formular ideas y para comunicar sus deseos o necesidades; además sufren cambios significativos de humor y en la personalidad. Estos efectos suelen ser pasajeros; pueden durar varias horas, como ocurre con los cambios de humor y personalidad, o pueden seguir interfiriendo en la vida de la persona semanas o meses después de la sobredosis, como ocurre con los problemas de memoria.

Alucinaciones

Las alucinaciones producidas por la sobredosis son efectos neurológicos de corta duración. No son permanentes, ya que suelen durar únicamente unas horas. Las alucinaciones son provocadas por la acción directa de la droga en cuestión y, aunque pueden hacer ver a la persona imágenes aterradoras, no son un efecto permanente ni a largo plazo.

Coma

Una persona puede entrar en coma, o estado vegetativo permanente, a consecuencia de una sobredosis de opiáceos, de medicamentos prescritos o de drogas ilegales. Dependiendo del tipo de sustancia que haya tomado (opiáceos, narcóticos o anfetaminas, por ejemplo), el estado de coma puede durar horas o días. Por otra parte, puede ocurrir que el médico decida someter al paciente a un estado de coma inducido si cree que éste no va a ser capaz de manejar los estímulos.

Movimiento y coordinación

Tanto los movimientos como la coordinación se pueden ver afectados si la sección extrapiramidal del cerebro sufre daños a consecuencia de la sobredosis. Si esto ocurre, la persona afectada puede presentar contracciones musculares involuntarias, temblores (también en las manos), rigidez muscular, babeo y parálisis facial. Estos trastornos del movimiento pueden durar día o semanas, aunque también es posible que acaben afectando a la persona durante el resto de su vida.

Movimiento ocular

La parte oftalmológica del cerebro controla los movimientos oculares; una sobredosis puede debilitar los músculos del ojo. Es posible que estos músculos no trabajen al unísono y que aparezca lo que se conoce como ojo perezoso. Además, el paciente podría sufrir visión doble y también sus párpados podrían verse afectados, cayéndose o no cerrándose a la orden. Estos efectos pueden ser a largo plazo (varios meses o años) o pueden tener una duración relativamente corta (días a semanas), mostrándose únicamente durante la fase aguda de la recuperación de la sobredosis.

Daño cerebral

El daño cerebral puede producirse por una inflamación en el órgano, por una disminución del riego sanguíneo, por la rotura de vasos sanguíneos o por un derrame cerebral debido al uso de fármacos. Suele ser permanente, siendo sus efectos patentes a lo largo de la vida del individuo. El daño cerebral puede provocar pérdidas de memoria a corto o largo plazo, problemas de atención, dificultad para aprender nuevas acciones y cambios de personalidad.

Convulsiones

Una sobredosis puede provocar un cortocircuito en el cerebro, lo que crea una actividad similar a la que se produce en las convulsiones. Es posible que éstas aparezcan únicamente durante la fase aguda de la sobredosis, pero si continúan días o semanas después de haberla sufrido, el médico podrá administrar medicación para prevenir nuevos episodios.

Más galerías de fotos

comentarios

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media