Efectos secundarios del glicerofosfato de magnesio

Escrito por antonio estevez | Traducido por paula santa cruz
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Efectos secundarios del glicerofosfato de magnesio
El magnesio en cantidades mayores a las recomendadas puede producir efectos secundarios graves. (Creatas Images/Creatas/Getty Images)

El glicerofosfato de magnesio es un suplemento dietario consumido por aquellas personas que tienen bajos niveles de magnesio. Los niveles saludables de este mineral ayudan a la adecuada digestión y son esenciales para tener una buena nutrición, huesos fuertes y buen funcionamiento nervioso. Se considera que una dosis diaria menor a 350 mg de magnesio es segura para los adultos; sin embargo, grandes cantidades de este mineral pueden producir efectos secundarios graves si se toman en combinación con ciertos medicamentos o en personas que padecen ciertas patologías.

Otras personas están leyendo

Antibióticos

Tomar magnesio junto con determinados antibióticos puede afectar la capacidad de absorber la medicación y reducir la efectividad del tratamiento. Los antibióticos conocidos por presentar una reducción en la potencia al ser combinados con el magnesio son las tetraciclinas y las quinolonas que a menudo se utilizan para tratar infecciones respiratorias, sinusitis e infecciones urinarias. Las inyecciones de aminoglucósidos, un antibiótico utilizado para tratar infecciones bacterianas graves, al ser combinadas con magnesio también pueden afectar la función muscular y producir fasciculaciones musculares, espasmos e incluso convulsiones.

Biofosfonatos

Algunos pacientes que sufren osteoporosis y enfermedades similares toman una medicación llamada "biofosfonatos" para prevenir la pérdida de masa ósea. WebMD recomienda que los biofosfonatos recetados comúnmente, como el alendronato (Fosamax), el etidronato (Didronel) y el risendronato (Actonel) sean tomados al menos dos horas antes del magnesio para asegurar la correcta absorción de los mismos.

Relajantes musculares

Tomar relajantes musculares junto con magnesio puede aumentar los efectos adversos asociados con estos, como visión borrosa, mareos, somnoliencia y vértigo.

Diuréticos

Los diuréticos como la amilorida (Midamor), espironolactona (Aldactone) y triamtereno (Dyrenium) pueden aumentar el magnesio a niveles peligrosos cuando se toman junto con suplementos de magnesio, como el glicerofosfato de magnesio.

Hipertensión

El magnesio puede disminuir la presión sanguínea a niveles anormales cuando se toma junto a medicamentos para la hipertensión como la nifedipina (Adalat, Procardia), diltiazem (Cardizem), amlodipina (Norvasc) y otros.

Problemas renales

Las personas que padecen problemas renales o insuficiencia renal no deben tomar glicerofosfato de magnesio o cualquier otro suplemento de magnesio. En estas patologías el magnesio no es filtrado correctamente en los riñones, y tomar cantidades extra de este mineral puede aumentar peligrosamente sus niveles.

Bloqueo cardíaco

El bloqueo cardíaco es una patología cardiovascular que afecta los latidos y aparece cuando está dañada la señal eléctrica entre las cámaras superior e inferior del corazón. No deben administrarse grandes dosis de magnesio a las personas diagnosticadas con bloqueo cardíaco ya que puede producir debilidad muscular grave y empeorar la patología.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles