Los efectos de la tiroides durante el embarazo

Escrito por andrea helaine | Traducido por sonia veronica dowdy
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Los efectos de la tiroides durante el embarazo
Es importante hablar con tu médico (Jupiterimages/Creatas/Getty Images)

La tiroides regula las hormonas, las cuales son importantes para tener un embarazo saludable. Las mujeres que tienen una tiroides hiperactiva o hipotiroidismo y estén embarazadas deben de ser observadas por sus médico. Las hormonas de la tiroides afectan muchas funciones en el cuerpo, tales como el metabolismo, la respiración, el sistema nervioso, la temperatura corporal, los problemas de la piel y la fortaleza de los huesos.

Otras personas están leyendo

Las hormonas durante el embarazo

Hay dos fuentes de hormonas que afectan al bebé en el útero, incluyendo sus propias hormonas y las de la madre. En el primer trimestre, el bebé depende de su madre para sus hormonas, las cuales le son proporcionadas por medio de la placenta. Al finalizar el primer trimestre, la tiroides del bebé empieza a funcionar independientemente, pero aun recibe las hormonas a través de la placenta. El yodo es utilizado por el cuerpo para producir la hormona de la tiroides. El bebé obtiene el yodo a través de la dieta de la madre. Es importante mantener un nivel adecuado de hormonas para tener un embarazo seguro y saludable para la madre y el bebé. Los problemas de la tiroides en la madre afectan grandemente el desarrollo del cerebro neonatal.

Síntomas de hipotiroidismo

Las mujeres que tienen hipotiroidismo -una tiroides hipoactiva- muchas veces padecen de fatiga, bajos períodos de concentración e incremento de peso, los cuales son síntomas comunes durante el embarazo. Su médico podría no notar el hipotiroidismo. Para algunas mujeres, los síntomas se desarrollan poco a poco, pero pueden desarrollar más síntomas durante el embarazo.

Hipotiroidismo sin tratamiento durante el embarazo

El hipotiroidismo es riesgoso durante el embarazo. Si una mujer no recibe el tratamiento apropiado durante el embarazo, la tiroides baja puede incrementar la posibilidades de una muerte fetal, problemas del desarrollo en el bebé e incrementa las posibilidades de complicaciones tal como niveles bajos de hierro y niveles altos peligrosos de presión arterial. Las hormonas son necesarias para el desarrollo del cerebro y un bajo nivel de hormonas puede llevar a incapacidades cognitivas y del desarrollo. Las funciones de la tiroides deben ser evaluadas cada seis semanas durante el embarazo para asegurar que los niveles hormonales sean seguros para la madre y el bebé. De acuerdo a la Asociación Americana de Endocrinolólogos Clínicos, seis de cada 100 abortos involuntarios son el resultado de deficiencias hormonales y 1 de cada 50 mujeres embarazadas son diagnosticadas con alguna forma de hipotiroidismo.

Síntomas de hipertiroidismo

Las personas con hipertiroidismo -una tiroides hiperactiva- se sienten nerviosas, malhumoradas y fatigadas frecuentemente. Tienen fluctuación en su peso, problemas de pérdida del cabello, cambios en la eliminación de desperdicios digestivos, y temblores en las manos. Se pueden desarrollar muchos problemas si el hipertiroidismo no es comprobado, incluyendo pérdida de peso debido a que se acelera el metabolismo, problemas del corazón y principios de osteoporosis. También puede desarrollarse una crisis tiroidea en la cual la hormona de la tiroides produce un exceso de hormonas, causando problemas graves. Este es un problema que pone en riesgo la vida de cualquier persona con hipertiroidismo.

Hipertiroidismo sin tratamiento durante el embarazo

Existen numerosos efectos secundarios tanto para la madre como para el bebé, si una mujer tiene una tiroides hiperactiva la cual no es tratada y observada adecuadamente durante el embarazo. La hormona tiroidea que una madre produce pasa a través de la placenta y entra en el torrente sanguíneo del bebé. Cuando recibe el tratamiento adecuado, es menos probable que el bebé sea afectado por los niveles altos de hormonas. Una tiroides descontrolada puede resultar en fallo cardíaco congestivo, un incremento en la presión arterial, crisis tiroidea, aborto involuntario, nacimientos prematuros y un bajo peso al nacer. Si un médico sospecha que una mujer embarazada tiene hipertiroidismo, el médico ordenará análisis de laboratorio para evaluar los niveles de hormonas y re-evaluar los niveles frecuentemente para evitar complicaciones.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles