Cómo hacer ejercicio con un pie roto

Escrito por jona friedman | Traducido por daniel cardona
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo hacer ejercicio con un pie roto
Es posible que puedas realizar ejercicios ligeros con un pie roto. (Photodisc/Photodisc/Getty Images)

Una fractura en el pie puede dificultar seriamente un régimen de ejercicio. Dado que muchos de los ejercicios requieren la mayor parte de la colocación de tu peso corporal en la parte inferior del cuerpo, se restringe el tipo de entrenamiento que puedes hacer. Sin embargo, un yeso o una férula en el pie no tiene que mantenerte completamente inmóvil. Ciertos ejercicios pueden ayudar a fortalecer el pie y mantenerlo en buenas condiciones mientras el hueso fracturado sana. Consulta a tu médico o fisioterapeuta antes de comenzar cualquier programa de ejercicios.

Nivel de dificultad:
Moderadamente difícil

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    Participar en un ejercicio sin pesas como la natación. Siempre y cuando no tengas que usar un yeso, puedes participar en las actividades acuáticas. Los ejercicios simples como las brazadas de natación, el estilo espalda y el estilo libre pueden fortalecer tus músculos y mejorar tu sistema respiratorio. También puedes tomar una clase de aeróbicos en el agua para mezclar tu entrenamiento y evitar el aburrimiento.

  2. 2

    Usa una bicicleta estacionaria para hacer ejercicios en bicicleta. Aunque el ciclismo es una actividad que no soporta peso, no arriesgues el pie a una nueva lesión mediante el uso de una bicicleta móvil. Utiliza una bicicleta reclinada o vertical para mejorar tu condición física cardiovascular y fortalece más tu cuerpo, sin impacto en el pie.

  3. 3

    Mejora tu movilidad general con rango de movimiento y ejercicios de flexibilidad. Los ejercicios de círculos con los tobillos y los ejercicios de flexión del dedo del pie son un par de los mejores para un pie roto. Para hacer círculos con los tobillos, cruza el pie lesionado por encima de tu pierna y sostén la parte inferior de tu pie. Gira suavemente el tobillo 20 veces en un movimiento hacia la derecha y 20 veces en un movimiento hacia la izquierda. Haz ejercicios de flexión del dedo del pie moviéndolos en la medida que puedas, luego dóblalos hacia adentro y repite 20 veces. Haz estos ejercicios todos los días.

  4. 4

    Pregúntale a tu médico si es seguro llevar a cabo las actividades de soporte de peso. Siempre y cuando el pie esté bastante bien para hacer este tipo de ejercicio, puedes ayudar a que tu pie se vuelva más fuerte y a que sane más rápidamente. Los ejercicios como caminar y el entrenamiento elíptico ligero pueden estar permitidos. Evita el intenso ejercicio de alto impacto y asegúrate de dejar al menos dos días de descanso mientras que el pie sana.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles