Cómo eliminar el sabor amargo del apio

Escrito por meg butler | Traducido por maria eugenia gonzalez
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo eliminar el sabor amargo del apio
Cuanto más blanco es el tallo, más dulce es el sabor. (Polka Dot Images/Polka Dot/Getty Images)

El apio amargo es un sabor inaceptable para algunas personas. El gusto amargo del apio se debe a la acumulación de clorofila en los tallos. Para eliminar ese gusto amargo, debes blanquear el apio protegiendo los tallos del sol durante sus últimos 10 a 14 días de crecimiento. Cuando está pálido, el apio pierde la mayor parte de su color verde y algo de su valor nutritivo; no obstante, los tallos serán más tiernos.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Cinta métrica
  • Caja de cartón
  • Tijera
  • Cinta de tela

Lista completaMinimizar

Instrucciones

    Instrucciones

  1. 1

    Mide la circunferencia y la altura (menos las partes superiores de las hojas) del tallo más largo del apio en el jardín.

  2. 2

    Corta rectángulos de la caja de cartón, que tengan el mismo largo que la circunferencia de los tallos más 4 pulgadas (10 cm). La altura debe ser igual a la de los tallos.

  3. 3

    Enrolla los rectángulos de cartón en forma de tubos apretados para hacerlos más maleables y darles forma cilíndrica.

  4. 4

    Coloca un cilindro de cartón suelto alrededor de los tallos, con aproximadamente una pulgada (2,5 cm) de espacio, de cada planta de apio. Encinta el cilindro con cinta de tela.

  5. 5

    Retira los cilindros al momento de cosechar.

Consejos y advertencias

  • Asegúrate de regar adecuadamente al apio. La escasez de agua produce tallos amargos.
  • Si no cultivas el apio, evita los ramos amargos. Compra solo los apios con tallos pálidos que no tengan semillas en los tallos.
  • Cuanto más blanco sea el ajo, menor es su valor nutritivo.
  • Oculta el sabor amargo del apio con mantequilla de maní o salsa ranchera. Disminuye lentamente la cantidad de aderezos que usas cada vez y finalmente te acostumbrarás al gusto amargo.
  • El apio cocido es más dulce que el crudo. Para que quede algo crujiente, blanquea el apio por 1 o 2 minutos en agua caliente, y luego pásalo por agua fría para detener el proceso de cocción.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles