La enfermería en la Época Colonial

Escrito por scott thompson | Traducido por karly silva
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
La enfermería en la Época Colonial
Durante la Época Colonial, la enfermería era una profesión no regulada. (Comstock/Comstock/Getty Images)

En la Época Colonial la enfermería no se consideraba una profesión médica, por lo que las enfermeras eran vistas como sirvientas del hospital o del doctor al que estaban asociadas. Las enfermeras no recibían un entrenamiento formal y sus obligaciones se limitaban a asistir a los doctores en tareas diversas.

Los deberes de una enfermera colonial

Las responsabilidades de las enfermeras coloniales no pueden compararse con las de las enfermeras actuales debido a que en el pasado ellas no recibían ningún tipo de entrenamiento formal. Durante la Guerra Revolucionaria las enfermeras se encargaban de preparar los alimentos de los enfermos o heridos, limpiar y hacer las camas, vendar heridas y aplicar medicina. Las enfermeras asociadas a la milicia eran consideradas seguidoras de los regimientos y muchas de ellas eran las esposas de los soldados.

Medicinas

Uno de los deberes de las enfermeras era llevar a cabo la preparación de medicinas a base de hierbas, y algunas incuso llegaron a venderlas de manera profesional. El cataplasma (una mezcla de hierbas húmedas que se presiona contra una parte inflamada o dolorida del cuerpo) se considera uno de los más importantes instrumentos de enfermería utilizados durante la Época Colonial. Las medicinas también podían administrarse en forma de bolos: una gran dosis de medicina parecida a una píldora.

Entablillados, torniquetes y suturas

En la Época Colonial se utilizaron entablillados, torniquetes y suturas. Los entablillados servían para inmovilizar huesos rotos, los torniquetes detenían el sangrado al rodear la herida con fuerza y las suturas eran puntadas de hilo utilizadas para cerrar y unir los bordes de una herida. También se llevaron a cabo inoculaciones de viruela (un método parecido a una vacuna) al realizar un corte en la yaga virulenta de un enfermo en recuperación, introducir un hilo en la cortada y luego sacar el hilo para hacerlo pasar a través de la persona que iba a ser inoculada.

Vendajes e incenso

Los vendajes estaban entre los primeros utensilios de las enfermeras coloniales, ya que vendar y atender heridas eran dos de sus trabajos más importantes. Además de esto las enfermeras estaban a cargo de quemar incienso hecho con hierbas, con el objetivo de fumigar el hospital y purificar el aire.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles