DESCUBRIR
×

Cómo enseñar respeto en el salón de clases

Actualizado 17 abril, 2017

Ser maestro representa algo más que transmitir conceptos científicos y matemáticos, los maestros también tienen la responsabilidad de inculcar en los estudiantes valores saludables, como el respeto. Enseñar a los alumnos sobre el respeto también tiene la ventaja añadida de crear un ambiente positivo en el aula, donde el personal y los estudiantes se lleven bien y trabajen juntos. Por otra parte, como una habilidad social importante, el respeto es una conducta aprendida que requiere de la enseñanza y la práctica para que los estudiantes hagan bien las cosas.

Instrucciones

Jack Hollingsworth/Photodisc/Getty Images
  1. Define "respeto". Completa esta actividad de educationworld.com para que los estudiantes piensen acerca de lo que significa el respeto. Haz una lluvia de ideas con la palabra respeto, alentando a los estudiantes a ofrecer sinónimos y ejemplos de conductas y comportamientos respetuosos. El objetivo del ejercicio consiste en dirigir a los estudiantes para proporcionarles la regla de oro del respeto: trata a los demás en la forma en que te gustaría ser tratado. Escribe y cuelga esta regla sobre la pared del aula como un recordatorio para los estudiantes.

  2. Establece reglas. Desarrolla un conjunto de reglas para la clase que hagan hincapié en el respeto y ponla en práctica desde el primer día. Sé consistente con las reglas, los estudiantes responden bien a reglas si saben qué esperar y te respetarán más como maestro al hacerlo.

  3. Sé un modelo a seguir. Los niños más pequeños, en particular, a menudo imitan tus acciones. Asegúrate de que sólo tengan un comportamiento tranquilo y respetuoso. Ser amable, cortés y justo con los estudiantes les animará a hacer lo mismo contigo. Asegúrate siempre de que la clase te escuche usando modales y demostrando respeto.

  4. Remplaza la falta de respeto. Muchos estudiantes pueden quedar atrapados en un comportamiento negativo e irrespetuoso, tal como usar un lenguaje no apropiado o no tener modales, porque no saben cómo actuar de manera diferente. Llama la atención a los casos de falta de respeto, con una palabra o señal. Enseña las habilidades necesarias para desactivarla, como reemplazar el comportamiento con una frase positiva o acción. Practica la sustitución de la negatividad cada día para que los estudiantes se acostumbren a los pensamientos y acciones respetuosas.

  5. Identifica un lenguaje apropiado. Muchos estudiantes no saben la diferencia entre el lenguaje positivo y adecuado y las declaraciones negativas e irrespetuosas, puedes ayudarles identificando y resaltando el lenguaje que quieres que utilicen. Haz una lista de frases y acciones positivas, como decir "por favor" y sonreír, y una lista de frases y acciones negativas, tales como gritar o usar malas palabras. Destaca la importancia de comportarse respetuosamente y desafía a los estudiantes a utilizar tres expresiones positivas cada día en clase y en casa.

Consejos

  • Siempre alaba y reconoce abiertamente cuando un estudiante demuestra respeto. Trata a tus estudiantes de la forma en que te gustaría ser tratado.