Lifestyle

Cómo entrenar a un caballo para bailar

Escrito por danee rudy | Traducido por enrique pereira vivas
Cómo entrenar a un caballo para bailar

Cómo entrenar a un caballo para bailar.

Jupiterimages/Brand X Pictures/Getty Images

El piaffe es un movimiento similar al trote de un caballo que lleva a cabo sobre un punto y se parece a un baile. Una competencia de piaffe de calidad lleva años de entrenamiento y fortalecimiento del caballo para bajar sus caderas, cambiar su peso sobre sus cuartos traseros y elevar su parte derecha, pero cualquier caballo puede aprender las pisadas de un piaffe a través de la formación de un truco. Incluso algunos caballos de Grand Prix de doma piaffe han comenzado de esta manera.

Nivel de dificultad:
Difícil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Brida de frenillo (no son necesarias unas riendas)
  • Cuerda de plomo
  • Silla o cincha
  • Riendas laterales
  • Látigo para domar
  • Recompensas
  • Zona con buen pie y un muro o una valla
  • Cinta aislante o cinta de goma

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Calienta tu caballo con un trabajo básico. Lleva a tu caballo al trote y tira de éste para que se levante. Mueve sus hombros y caderas y pídele que ponga su cabeza hacia arriba y hacia abajo. Tu caballo necesita respetarte como su líder y entender que cuando aplicas presión, tiene que resolver tu solicitud para que la presión sea liberada. Si tu caballo no se mueve al sentir fácilmente o peor aún, se mueve con mucha presión, entonces empieza con desafíos fáciles y vuelve al piaffe una vez que tu caballo haya aprendido a ser un solucionador de rompecabezas.

  2. 2

    Pon un cabestro sobre tu caballo y sujeta una cuerda. Un cabestro simple y un plomo son suficientes para iniciar el entrenamiento del piaffe, pero a medida que avanzas desearás utilizar una brida y una silla o cincha para conectar un lado de la rienda en el lado derecho del caballo. Puedes utilizar ambas riendas laterales si te parece que es más fácil. Las riendas laterales se conectan desde el anillo del filete a la circunferencia o cincha del mismo lado unas 9 pulgadas (22,86 cm) por debajo de la espalda del caballo. Pon una cuerda en el anillo de filete izquierdo. Ata la cola hacia arriba y asegúrala con una banda elástica o cinta aislante para que la cola no esté en tu camino.

  3. 3

    Para a tu caballo de manera que el muro o la valla está a su derecha. Páralo sobre su lado izquierdo, cerca del hombro o tronco. Tienes que ser capaz de alcanzar sus patas traseras con la fusta de la doma. Tócale en la pata trasera izquierda hasta que se levante y luego termina tocándolo y ofreciéndole una recompensa. Repite esto hasta que tu caballo entienda tu petición. Si levanta la pata muy bien, o la levanta un poco más, dale un premio. Quieres que el caballo levante inmediatamente la pata tan alto como su espolón y que la mantenga allí durante unos dos segundos. Repite con la pata derecha, lo mejor es aprovechar la parte posterior de la pata, pero puedes tocar la parte delantera si no puedes alcanzar el dorso de la pata trasera derecha. Trabaja en sesiones que duren no más de 10 minutos. Pueden pasar semanas hasta que tu caballo te de una respuesta coherente. Si tu caballo se siente frustrado y patea, ignora el mal comportamiento y recompensa únicamente la conducta deseada.

  4. 4

    Ponle la brida, cincha o silla de montar, y las riendas laterales a tu caballo. Pídele a tu caballo para levantar izquierda, derecha, izquierda y luego recompénsalo. Quieres que su respuesta sea rápida. Si le pides al caballo para seguir adelante, dejará de intentarlo, así que sé feliz con la izquierda, derecha, izquierda hasta que lo haga muy bien. Trota hacia delante con la mano (que lleva el caballo) a unos pasos después de cada repetición para dinamizarlo y hacer que él piense de la secuencia de trote de las caídas de las patas.

  5. 5

    Toca las ancas de tu caballo. Golpea suavemente con el látigo de domar para animarlo a arrastrarse hacia delante lo suficiente como para conseguir que sus patas delanteras estén en movimiento. También puedes tocar sus patas delanteras para darle la idea; sus patas se mueven en pares diagonales, así que toca la parte frontal izquierda a medida que la pata derecha trasera se levante. Levanta su cabeza si necesitas que esté más ligera en sus patas delanteras o bájale la cabeza si se aprieta o está nervioso. Si hace un paso que parece un baile, recompénsalo inmediatamente y dale un descanso. Una vez que éste entienda tu petición, bailará por largos períodos de tiempo para ganar esa zanahoria.

Consejos y advertencias

  • Al pedirle a tu caballo que baile, ponte de pie y céntrate. Al darle a tu caballo un descanso, relájate y retira tu enfoque directo del caballo. Esto le ayuda a saber si se supone que debe estar trabajando o no.
  • Puedes tratar de tocarle cualquier parte de la pata. Algunos caballos responden a los toques bajos, otros asimilan mejor cuando se les toca cerca de los corvejones.
  • El paseo español, en la que el caballo se mueve hacia adelante con ademán de las patas del frente, es un truco eficaz de enseñar antes de entrenarlo en piaffe. También implica tocar las patas para una respuesta, pero es un poco más fácil para el caballo de aprender.
  • Trabajar cerca de los caballos siempre puede ser peligroso, especialmente cuando se le pide al caballo a ser exuberante. Si éste se asusta o se molesta, ten a tu lado a un profesional antes de iniciar cualquier entrenamiento de piaffe.

No dejes de leer...

comentarios

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media