Equipo de ganzúas caseras

Escrito por contributing writer | Traducido por alejo beltzer
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Equipo de ganzúas caseras
Aprende a hacer tus propias ganzúas caseras.

Puede hacer ganzúas de tiras finas y resistentes de metal afilándolas con las formas y tamaños adecuados. Una tira de metal se puede doblar con forma de "L" para servir como una llave de tensión.

Otras personas están leyendo

Selección de materiales para hacer una ganzúa

Es fácil hacer ganzúas con resortes de acero inoxidable. Se puede utilizar una pieza de 1/4 de pulgada (0,62 cm) de un resorte de acero lo suficientemente delgado como para encajar en la ranura de la cerradura. Otra alternativa es usar la cuchilla de una sierra o una hoja de acero de bajo costo de acero inoxidable, siempre y cuando sea lo suficientemente delgada. Evita utilizar cobre, latón y bronce, ya que estos metales tienden a trabarse en las amoladoras o piedras para afilar. Una llave de tensión se puede hacer doblando una tira estrecha de un resorte de acero o cualquier cosa similar en forma de "L".

Diseño de la ganzúa

Debes elegir una forma para darle a la ganzúa. Para hacer éstas de una cerradura a la vez, puedes formar un diente rectangular en el extremo. Otras formas comunes para incluir es la punta en forma de "J" y ganchos en forma triangular con el punto que se extiende hacia arriba en el extremo de la cuchilla. Los extremos en forma de "S" pueden ser utilizadas para limar o rastrillar los pines de un candado. También puedes optar por cuchillas con una o más proyecciones de media circunferencia. Excepto por el extremo de trabajo, la hoja debe ser sólo lo suficientemente alta como para encajar en la cerradura por debajo del nivel del pasador de la llave. Diseña la cuchilla de manera que sea lo suficientemente larga como para alcanzar el pasador trasero y que sobresalga de la cerradura a una longitud suficiente como para formar o unir un mango.

Una vez que hayas elegido la forma de la hoja, debes marcar la forma de la cuchilla en el metal. Utiliza un marcador permanente o una herramienta afilada para hacer esto. El esquema debe ser claramente visible.

Amolando la ganzúa

Puedes utilizar una amoladora con una piedra para amolar o cualquier otra herramienta de corte y molienda para triturar y darle la forma a la cuchilla. Si estás haciendo la ganzúa con la hoja de una sierra, primero debes moler los dientes.

Para formar la cuchilla, toma la hoja con ambas manos o cualquiera de los lados desde donde puedas quitar el material. Coloca el metal en contacto con la amoladora. Enfría el metal en agua fría cada algunos segundos que estés usando la amoladora. Si el metal se vuelve demasiado caliente, ese es el momento de colocarlo en el agua. Cuando enfrías el metal, ayudas a evitar que se sobrecaliente y se debilite demasiado. El metal se habrá sobrecalentado si se vuelve azul. Es más fácil evitar el sobrecalentamiento usando la parte larga y delgada de la cuchilla en la que metes la cerradura que la parte del mango.

Al principio puedes trabajar rápidamente con una piedra gruesa para eliminar el material no deseado. Debes cambiar a una rueda más fina para reducir la cuchilla a su forma completa. La ganzúa puede ser pulida con una rueda de pulir o rueda de alambre fino. También puedes utilizar papel de lija fino.

Si la parte del mango de la cuchilla es suficientemente ancha, se pueden hacer agujeros en la parte de mango para los tornillos o clavos que unen el mango. Los mangos pueden ser de madera o de metal, según como lo desees.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles