Cómo escribir un ensayo humorístico

Escrito por gerri blanc | Traducido por silvina ramos
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo escribir un ensayo humorístico
Anímate a escribir un ensayo humorístico. (Jupiterimages/BananaStock/Getty Images)

Escribir ensayos te ayuda a presentar una idea a través de un conjunto organizado de párrafos. Incorporar humor en un ensayo puede ser complicado si nunca intentaste combinar la escritura expositiva con observaciones o ideas humorísticas. Si bien algunos creen que la gente nace siendo graciosa, Mary Emma Allen de Humor Writers sugiere que todos tienen la habilidad de escribir piezas humorísticas una vez que aprenden a reconocer el humor en las situaciones. Por lo que, si tienes una perspectiva divertida sobre un tema, tal vez quieras considerar escribir un ensayo humorístico.

Nivel de dificultad:
Moderado

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    Determina la idea básica de tu ensayo, dejando de lado el humor. Querrás determinar la tesis del ensayo o el objetivo del ensayo antes de preocuparte por la incorporación de humor en la pieza.

  2. 2

    Piensa en momentos divertidos que has vivido o ideas que has desarrollado durante tu vida que puedas utilizar en el ensayo. Por ejemplo, si escribes sobre la muerte de los buenos programas de televisión, piensa en escenas específicas de programas de televisión que fueron realmente estúpidas o triviales.

  3. 3

    Mientras escribes, combina hechos con observaciones. Como la escritora humorística Sarah Smiley sugiere, sorprende a tus lectores con detalles específicos que las personas en general no notan. El comediante Jerry Seinfeld muchas veces ha hecho reír a su público al presentar situaciones muy mundanas y transformarlas en algo ridículamente irritante o molesto.

  4. 4

    Usa ritmo de comedia en tu ensayo. Sarah Smiley sugiere el método de la sorpresa; toma una información y agrega algo para atrapar desprevenido al lector. Necesitas desarrollar un ritmo a lo largo de la pieza escrita. Como se muestra en el ensayo citado en la sección Recursos, el ritmo lo es todo. El escritor de esa pieza, Hugh Gallagher, escribió un ensayo de admisión para poder ingresar en NYU. En su ensayo se detallan miles de cosas que había hecho en su vida que obviamente no eran ciertas, y luego de varios párrafos llenos de oraciones hiperbólicas, concluye el ensayo con una oración: "Pero todavía no he ido a la universidad". Ese ritmo de comedia en ese ensayo funciona y es un excelente ejemplo de como cautivar la atención de los lectores y hacerlos reír.

  5. 5

    Exagera tus opiniones y observaciones. Por ejemplo, podrías afirmar que "La televisión se ha vuelto aburrida", pero la oración en sí es bastante aburrida. En cambio podrías afirmar, "Para mi, ver televisión es como ver a mi querida abuelita quemándose viva en una estaca. Muy doloroso para ver, pero demasiado horripilante para no dejar de ver".

  6. 6

    Une todo en el párrafo final. La conclusión debería replantear tu idea y atar los cabos sueltos. Termina tu ensayo con una explosión; escribe una oración final humorística que le genere al lector una última risa, con fortuna, larga.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles