Cómo escribir un informe de autoevaluación

Escrito por veronica starovoit | Traducido por ehow contributor
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo escribir un informe de autoevaluación
(Financial report image by janaka Dharmasena from Fotolia.com)

El propósito de la autoevaluación es valorar tus habilidades y experiencia para un empleador o institución académica. También conocido como revisión de autovaloración o autoreflexión, el informe de autoevaluación delinea tu desempeño de manera tal que el empleador pueda tener una mejor idea de tu progreso. Por esta razón, estos informes juegan un rol importante en cómo te perciben escuelas y empleadores. Un informe bien o mal escrito puede afectar la decisión de estos últimos en cuanto a despedirte o volver a capacitarte.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Procesador de textos

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Escribe tu autoevaluación utilizando un tono profesional y orientado al negocio. Usa la primera persona (yo, mi, nosotros, nuestro, yo mismo).

  2. 2

    Personaliza la autoevaluación considerando a quién va dirigida. Si estás escribiendo a una organización académica, delinea las áreas de estudio en las que te has enfocado y lo que has aprendido durante tu instrucción en la institución. Si el informe es para un empleador, describe experiencias que hayan puesto a prueba tus habilidades y desempeño laboral.

  3. 3

    Describe una experiencia donde hayas ayudado a tu organización a alcanzar un objetivo importante. Ésta debería ser una instancia específica e incluir las fechas y títulos del trabajo que realizaste de ser posible.

  4. 4

    Describe las tareas de las cuales eres responsable diariamente. No cuentes tus sentimientos personales sobre las mismas, sólo los hechos sustanciales. Una vez más, describe instancias específicas que recuerdes y mantén las oraciones cortas y directas. Por ejemplo, puedes comenzar una oración refiriéndote a un momento específico diciendo "Hace como un mes, cuando yo...".

  5. 5

    Menciona tus fortalezas e incluye tareas o experiencias específicas para resaltar las mismas. Por ejemplo, puedes decir "Soy muy analítico cuando escribo informes." No deberían ser más largos que una oración. También puedes describir tus debilidades, pero hazlo de una manera positiva de la misma manera en que lo harías durante una entrevista laboral. Si dices que eres un perfeccionista, describe los pasos que has dado para ser mejor.

  6. 6

    Habla sobre cualquier tarea adicional, promociones o cambios que te gustarían sobre una política o currícula. Deja nuevamente los sentimientos de lado, especialmente los fuertes sobre algún tema que la institución pueda considerar ofensivos. Por ejemplo, no señales que a la gerencia no le importa sus empleados. Termina tu autoevaluación mencionando tus objetivos futuros y los pasos que planeas dar para continuar en tu profesión.

Consejos y advertencias

  • No todos los informes de autoevaluación contendrán las mismas secciones. Remítete a la sección de Recursos para ver qué otras cosas puedes incluir.
  • Los informes de autoevaluación puede que no se califiquen, pero es mejor evitar errores ortográficos y gramaticales para poder dar la mejor impresión posible.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles