Cómo escribir una página de términos y condiciones para un sitio web

Escrito por steve smith | Traducido por ehow contributor
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • E-mail

Si ejecutas un sitio web que ofrece información sobre precios, consejos o cualquier otro servicio, es posible que desees agregar una página de términos y condiciones. Esto te absolverá de la responsabilidad si alguien utiliza la información erróneamente para fines equivocados, o quiere hacerte responsable por los daños que haya causado en el uso de tu sitio web o tu información. Escribir una página de términos y condiciones no es una ciencia, pero hay algunas cosas que deberías saber. Este artículo te mostrará cómo escribir una página de términos y condiciones para tu sitio web, para evitar problemas legales que puedan surgir.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Una computadora
  • Un sitio web
  • Habilidades básicas de escritura

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Primero considera lo que necesitas incluir en tu página de términos y condiciones. ¿Qué posibles problemas podría alguien encontrar usando tu sitio? ¿Cuál es el propósito principal de tu sitio? ¿Qué es lo que tu sitio no intenta hacer?

  2. 2

    Escribe estas cuestiones e inquietudes en un pedazo de papel. Luego ordénalas de acuerdo a su importancia. Si tienes un abogado o conoces a alguien que sea un experto en el campo del derecho, pídele que revise tu lista de preocupaciones (y tu sitio web) y que te brinde consejos sobre qué decir y cómo decirlo.

  3. 3

    Mira los términos y condiciones de páginas de sitios web que estén en la misma industria que tus sitios. Toma nota de cuáles son sus términos y condiciones. Muchos sitios que ofrecen información sobre precios de coches, ofertas de viajes u otros productos siempre mencionan que los precios pueden cambiar. También especifican que no venden o promueven estos productos, aunque pueden estar vinculados con algunos de los comerciantes que anuncian en sus sitios.

  4. 4

    Organiza tus problemas y preocupaciones en varios temas. Los temas que se suelen abordar incluyen la privacidad, información de derecho de copia, información de contacto, datos y seguridad, quejas, afiliaciones o socios del sitio web y reembolsos.

  5. 5

    Comienza a escribir los términos y condiciones. Expresa en un tono claro y amigable. Este es un documento legal, pero no tiene que ser escrito en una voz demasiado legal, o ser demasiado autoritario o degradante. Escríbelo para expresar claramente en qué consiste tu sitio, el servicio que presta y la forma en que ofrece ese servicio. Además, asegúrate de hacer frente a todos los problemas legales que puedas tener, y explica con todo detalle las responsabilidades que tienes y las que no aceptas.

  6. 6

    Revisa cuidadosamente la ortografía y gramática de los términos y condiciones, luego estúdialo con exactitud. Si surgen problemas que no están incluidos en los términos y condiciones, actualízalos, y asegúrate de que tus clientes sepan que las actualizaciones se han realizado. Si es posible, consigue un abogado revise tus nuevos términos y condiciones. Si puedes, consigue a alguien que lea los términos y condiciones para dar retroalimentación, que también será de gran ayuda.

Consejos y advertencias

  • Redactar los términos para que sean de fácil comprensión te ayudará a evitar confusiones y brindarle a tu sitio un mayor atractivo para visitantes.
  • Los términos y condiciones deberían ser accesibles a través de una barra de navegación inferior cuando los clientes se inscriban o tengan que introducir su información personal.
  • Siempre observa los términos de sitios similares que tengan listados, esto es una gran manera de generar tus propios términos y condiciones.
  • Escribir los términos y condiciones es un proceso importante que toma algún tiempo. Bríndate suficiente tiempo para explorar las obligaciones que están expuestas, y siempre ten una buena comprensión de las leyes pertinentes a tu sitio.
  • Los términos y condiciones pueden ser jurídicamente vinculantes, y si un cliente presenta una demanda, puede referirse a ellos en su caso. Asegúrate de establecer claramente tus responsabilidades, y siempre que sea posible, ten un profesional del derecho que les eche un vistazo antes de publicarlas.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles