Cómo no estar harto de tu trabajo

Escrito por lisa cox | Traducido por ehow contributor
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo no estar harto de tu trabajo
(Jupiterimages/Photos.com/Getty Images)

La mayoría de la gente se cansa de su trabajo en algún momento, pero a menudo esto es un sentimiento temporal que se crea a partir de un momento de frustración profesional y la presión- sabes que pasará y las cosas mejorarán. Sin embargo, si te encuentras sintiendo pavor de dirigirte al trabajo por la mañana en forma permanente, o pasas todo el día en el trabajo, contando los minutos hasta que puedas regresar a tu casa (e incluso estás considerando renuncia a tu trabajo), puedes estar sufriendo de agotamiento laboral.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    Quita todas las tareas aburridas o aquellas que odias de tu camino primero. Si hay aspectos de tu trabajo que te dan miedo y evitas hacer hasta el último minuto, en vez de posponerlos y tenerlos en tu mente durante todo el día, complétalos antes que nada para que puedas pasar el resto del día en un trabajo agradable e irte con algo positivo.

  2. 2

    Separa tu vida laboral y personal. Evita llevar tu trabajo a casa, o llevar tus problemas personales al lugar de trabajo. Éstos afectan tu estado mental en el trabajo, dando lugar a un aumento del estrés y frustración; llevar tu trabajo a casa en las noches y los fines de semana significará que nunca tendrás tiempo libre y puede llevarte a sentirte abrumado.

  3. 3

    Tómate un descanso. Si el agotamiento laboral se vuelve un problema tan grande que temes levantarte por las mañanas, investiga a cuántos días de vacaciones o días personales actualmente tienes derecho a tener y tómalos en la primera oportunidad. Tomarte un descanso despejará tu mente y te enviará de regreso al trabajo con una perspectiva más fresca y más positiva en tu trabajo.

  4. 4

    Arregla las relaciones problemáticas en el lugar de trabajo. La razón de tu agotamiento podría ser que estás luchando para llevarte bien con algunos colegas o tus jefes, dando lugar a una atmósfera desagradable. Identifica los problemas en esas relaciones y solicita tiempo para sentarte y hablar sobre estas cosas, con la meta de resolver los problemas y empezar de nuevo.

  5. 5

    Asegúrate de que tu carga de trabajo es realista y manejable. Si la empresa donde trabajas tiene poco personal, podrías haber aceptado más de tu parte equitativa del trabajo. Tal vez hayas demostrado para ser un trabajador capaz y eficiente y tu jefe confía ahora en ti más de lo que se consideraría justo. Evalúa la cantidad de trabajo que haces en comparación con el número de horas que trabajas en una semana y fíjate si hay algunas cosas que puedes recortar o pasar a un compañero adecuado.

  6. 6

    Pregunta acerca de las posibilidades de formación. Podrías estar sintiendo el desgaste debido a que tu trabajo se ha vuelto obsoleto y has estado haciendo lo mismo por mucho tiempo. Pregúntale a tu jefe o un gerente de recursos humanos si hay nuevas oportunidades de formación dentro de tus áreas de interés y habilidad. Las nuevas oportunidades podrían hacerte sentir más motivado y optimista sobre tu futuro profesional.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles