De este a oeste, el diseño global de las casas despega

Escrito por j.d. bell | Traducido por mike tazenda
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail

Los diseñadores buscan inspiración cada vez más lejos

De este a oeste, el diseño global de las casas despega
Las inspiraciones de diseños globales provienen de lugares como Marruecos, pero las influencias asiáticas son crecientemente populares. (Jupiterimages/Goodshoot/Getty Images)

La mayoría de las empresas ha desplazado su foco hacia el Cercano Oriente, buscando tendencias allí.

— Monica Rolle, compradora de cerámica de la región Toscana en Italia

Con mesas y sillas hechas de antigua madera, banquetas altas y marcos de camas compuestos de hierro, y pantallas de lámparas hechas de telas rústicas y lino, Indus Design Imports apunta a hallar una forma de hacer que el estilo antiguo se vea nuevo. Este importador y vendedor al por mayor de Tempe, Arizona a menudo busca sus inspiraciones muy lejos, en India, Pakistán e Indonesia, como así también en China y otros países orientales. La empresa es una de las muchas que reflejan las influencias de las fuentes extranjeras, tanto definiendo las tendencias como respondiendo a los intereses. "Intentamos escuchar a nuestros clientes y darles lo que realmente quiere", dice Trish McNamara, una consultora de diseño para Indus Design Imports, añadiendo que el norte de África también se encuentra dentro del campo de visión de la empresa. "Muchos de nuestros objetos tienen ese estilo bohemio de los amantes de los viajes.... cómo si de repente aparecieras en Marruecos", explica.

Tendencias internacionales

En enero de 2010, en su sede de 73.000 metros cuadrados, la Atlanta International Gift & Home Furnishings Market muestra evidentemente el entusiasmo por los diseños globales en productos como manteles, mesas de café y sillas de comedor.

Algunos compradores y vendedores apuntaban al oriente de Europa como la tendencia en boga, con énfasis en los diseños tradicionales madera oscura, cueros de colores profundos y una profusión de adornos.

"El dueño saca sus ideas de los países a los que viaja: Italia, Francia, Inglaterra", dice Jacqueline Moss de Michael Amini Designs.

Como evidencia de esa influencia, la tienda de Amini muestra cabezales intrincadamente tallados y cajones de cedro, armarios de nogal, camas tipo trineo y baúles y cajoneras de maderas frutales. Los nombres de las colecciones de esta casa, Essex Manor Excelsior, Venetian II y Cortina, por ejemplo, evocan la inspiración del Viejo Mundo.

Otros vendedores notan un interés renovado de los consumidores en diseños más tradicionales, siguiendo a años de prevalencia de conceptos contemporáneos.

Los clientes "vienen a nosotros buscando ese sentir de la antigua Europa", dice Micahel Boutross de Boutross Imports, en Brooklyn, Nueva York. "Esa ha sido siempre nuestra especialidad".

Los vendedores también reportan preferencias similares a aquellas notadas por McNamara en Indus Design Imports: inspiración de la India, China, Indonesia y Paquistán, por nombrar unos pocos.

"La mayoría de las empresas ha desplazado su foco hacia el Cercano Oriente, buscando tendencias allí", dice Monica rolle, una compradora de cerámica de la región italiana de Toscana. "Puedes verlo aquí en la tienda. La tendencia está en esa dirección".

Richard Chan, co-fundador y dueño de la Artmax Furniture de Chicago, dice que sus diseños reflejan temas tropicales y latinoamericanos, en especial de los países como México y Costa Rica. Pero también nota que muchos compradores buscan diseños limpios, simples y contemporáneos, que los considera un ícono del estilo estadounidense.

"Las personas no buscan algo tradicional", dice Chan. "Desean algo contemporáneo, algo con una presencia muy fuerte y funcionalidad".

También crece la popularidad de objetos de países en desarrollo de África, América del Sur y Asia a causa del movimiento de comercio justo. Este movimiento lucha por mejores estándares sociales y ambientales, junto con mayores precios para productos que van desde canastas y joyería hasta soportes de gafas de sol.

"El movimiento realmente ha cobrado vida en los pasados dos o tres años", dice Stan Lounsbury, un comprador de Lousiville, Kentucky. "Algunos clientes ni siquiera mirarían los productos extranjeros si éstos no practicaran el comercio justo".

Jan Syvertsen, de Leakey Collection, una empresa basada en Kenia, dice que su compañía aporta un buen salario para las mujeres que usan madera, pasto y porcelana para crear cuentas, brazaletes y collares de buena calidad. La demanda de los consumidores, dice Syvertsen, ha estado en alza en el mercado.

"La gente comprende que a veces se trata de más que el precio", explica. "Existen muchas maneras de contribuir, y aún así, ser un consumidor. Es bueno ver a tantos estadounidenses preocupados por el medio ambiente y conscientes del comercio justo".

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles