Cómo evitar los juanetes

Escrito por rosa lin | Traducido por ehow contributor
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo evitar los juanetes
Los ortopedistas diagnostican los juanetes como la aparición de un hueso desalineado como una amplia protuberancia huesuda en la juntura entre el dedo gordo del pie y el pie. (Hemera Technologies/PhotoObjects.net/Getty Images)

¿Tienes un bulto repugnante y grande en la parte interior de tu pie en la base de tu dedo? ¡Podrías tener un juanete! Los juanetes afectan a una de cada tres mujeres estadounidenses y nueve de cada 10 casos de juanetes suceden en los pies de las mujeres. Los ortopedistas diagnostican los juanetes como la aparición de un hueso desalineado como una amplia protuberancia huesuda en la juntura entre el dedo gordo del pie y el pie. Los juanetes impiden que las personas que los tienen lleven zapatos estrechos y modernos y tacones altos atractivos. También son dolorosos, y cuando se inflaman estar de pie y caminar es cada vez más difícil, y la enfermedad podría empeorar hasta el punto de que se necesite una corrección quirúrgica. Sin embargo la prevención es simple. Este artículo muestra cómo debes escoger el calzado que evite la formación de juanetes, presenta aparatos que puedes utilizar para mejorar cualquier enfermedad de juanete leve y proporciona consejos adicionales para mantener tus pies saludables.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Unos zapatos cómodos
  • Encajes ortopédicos
  • Cojines y almohadillas para el juanete
  • Tablillas y aparatos ortopédicos para el juanete (opcional)

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Ve a comprar zapatos al atardecer cuando tus pies estén muy sudados e hinchados. No compres nunca zapatos nuevos por causa del dolor cuando lleves zapatos incómodos, ya que esto desvía tu percepción de la comodidad a largo plazo de los zapatos nuevos.

  2. 2

    Escoge zapatos con hormas anchas para el dedo del pie que proporcionen un espacio amplio para alojar la parte más ancha de tu pie incluyendo la zona de crecimiento esperado del juanete. Esto generalmente significa que debes elegir zapatos más anchos. Coloca tu pie firmemente en el suelo y los zapatos al lado de tu pie. Compra y utiliza los zapatos sólo si son más anchos que tu pie cuando estás en posición erguida.

  3. 3

    Escoge unos zapatos que tengan un grosor amplio y un "espacio de bóveda vertical" en el refuerzo de la puntera. Esto significa que la parte superior de los zapatos no deben apretar o presionar sobre los dedos de tus pies y la juntura de tu dedo gordo. La mayoría de los expertos se olvidan de señalar que la presión vertical en la juntura de tu dedo puede agravar la formación de juanetes con la presión de los zapatos estrechos.

  4. 4

    Descarta los tacones altos. Los tacones son una causa directa de los juanetes, así que si estás genéticamente predispuesto a desarrollarlos, no lleves zapatos de tacón. Los tacones estrechos y puntiagudos están absolutamente prohibidos. Si los llevas ahora, desarrollarás juanetes y con el tiempo no podrás llevarlos de todas formas. Si ganas altura con los zapatos, evita los tacones que ejerzan presión en la juntura del dedo y que lo fuercen a una dirección extraña. Lleva cuñas cómodas, plataformas y tacones anticuados que te levanten menos de dos pulgadas en una base horizontal, asegurándote de que equilibren y dispersen la presión uniformemente a lo largo de toda la parte inferior de tus pies. Los tacones que te fuerzan a ejercer todo el peso corporal en un único punto en la punta de tus pies son tan malos como los zapatos estrechos y puntiagudos que estimulan la formación de juanetes.

  5. 5

    Anda descalzo. Deshazte de tus zapatos cada vez que puedas. Desarrolla el hábito en casa de quitarte los zapatos. Camina alrededor del parque sobre la hierba descalzo durante 20 minutos al día.

  6. 6

    Introduce rellenos ortopédicos en tus zapatos cuando sea necesario para hacer que tu par de zapatos que llevas a diario sean cómodos, solidarios y tan compasivos como sea posible. Los calcetines de deporte acolchonados, los rellenos para juanetes y las almohadillas también pueden ayudar, pero asegúrate de que compras zapatos de mayor tamaño para hacer sitio a cada relleno antes de hacer que estén hacinados e incómodos, situaciones que causan los juanetes en primer lugar.

  7. 7

    Da masajes a los pies, sumérgelos en agua y otras terapias que alivien la presión y mantengan los músculos, ligamentos y articulaciones de tus pies flexibles y suaves.

Consejos y advertencias

  • No dejes que se establezca la vanidad. Es más fácil decir que hacer, para ayudarte a luchar contra los deseos de deslizarte en unos tacones bonitos: sólo recuerda que los juanetes arruinarán las posibilidades de ponerte tacones de forma permanente si no tomas medidas de precaución ahora.
  • Algunos juanetes requieren intervención quirúrgica. Consulta con tu profesional de atención médica cuando sea necesario.
  • Este artículo no pretende diagnosticar, prevenir o tratar una condición médica. Busca el consejo de un médico ortopédico profesional para garantizar un tratamiento seguro y efectivo para los problemas con los pies.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles