Cómo evitar que el maquillaje de los ojos se corra

3
Ha sido de ayuda

Un esfuerzo más lleva más tiempo. Si tomas algunas medidas preventivas para asegurar el maquillaje de tus ojos no se corra, no sólo te verás mejor; ¡imagina finalmente rompiendo con el hábito de arreglarse frente al espejo durante la mayor parte del día!

Thinkstock Images/Comstock/Getty Images

Necesitarás

Otras personas están leyendo

Paso 1

Stockbyte/Stockbyte/Getty Images

Comienza con tener el rostro limpio antes de maquillarte. Quita los excesos de aceites y suciedad del día antes de que hagan que el maquillaje resbale y se adhiera a puntos pegajosos alrededor y debajo de los ojos.

Paso 2

Thinkstock Images/Comstock/Getty Images

Experimenta con las consistencias del mejor producto para tu tipo de piel. Esto incluye crema humectante, corrector de ojeras, crema base, sombra para ojos, delineador de ojos, rímel y cualquier otro cosmético que utilices sobre o alrededor de tus ojos. Las pieles grasas deben evitar productos a base de aceite mientras que la piel seca no se ve ciertamente favorecida por fórmulas mate. La piel grasosa que se encuentra alrededor de los ojos hace que el maquillaje se corra y la piel muy seca necesita algo de humedad para que este se fije. Esencialmente, tu objetivo es que el maquillaje de ojos permanezca donde lo apliques.

Paso 3

Thinkstock Images/Comstock/Getty Images

Utiliza una sombra de ojos de buena calidad antes de aplicar cualquier otro cosmético en la zona de los ojos.

Paso 4

Jupiterimages/Pixland/Getty Images

Estudia la manera en la que la piel se pliega en el área del ojo. Por ejemplo, ¿el párpado toca la línea de la ceja de manera tal que la mayoría de los delineadores de ojos se corren casi de inmediato? ¿Se arruga la piel que se encuentra en los extremos de tus ojos cuando sonríes haciendo que se corra en las comisuras? Considera la opción de utilizar maquillaje a prueba de agua, como un delineador líquido, para evitar que se borre innecesariamente el maquillaje.

Paso 5

Jupiterimages/Photos.com/Getty Images

Aplica polvo traslúcido debajo de cada ojo antes de aplicar el maquillaje para ojos. Si algún producto se cayera en el proceso de aplicación, el polvo lo retendrá. Sostén un trozo de pañuelo de papel debajo del la parte inferior de tus cejas y sobre el área de debajo de tus ojos mientras te aplicas el rímel a prueba de agua. Cuando tengas todo el ojo maquillado, simplemente sacude el polvo con una brocha mullida.

Paso 6

Stockbyte/Stockbyte/Getty Images

Verifica periódicamente tu maquillaje. Si ves que el maquillaje de tus ojos lentamente se está fijando en líneas, dale pequeños golpecitos suaves con tu dedo anular, del cual se dice que posee el tacto más suave de todos. Esto debe ayudar a dispersar cualquier producto que se haya fijado donde no debía. En tu cartera, pon hisopos de algodón para limpiar posibles manchas de rímel corrido y toallas secantes sin polvo para absorber cualquier exceso de aceites faciales a lo largo del día.

Consejos y advertencias

  • Algunos maquilladores prefieren aplicar crema base y corrector de ojeras debajo de los ojos después de que el maquillaje para ojos esté terminado. Quizás desees ver si esta técnica de limpieza de la parte de abajo de los ojos funciona para ti.
  • Planea tu maquillaje para que lo tengas que mantener con lo mínimo aplicando lo que es necesario. El exceso de maquillaje hará que seas candidata a lucir un maquillaje corrido.
Lee este artículo

Comentarios

Más reciente