Cómo evitar que los preescolares se metan objetos a la boca

Escrito por kelly gray | Traducido por frances criquet
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo evitar que los preescolares se metan objetos a la boca
Los niños pequeños y preescolares a menudo se ponen objetos en la boca. (Jupiterimages/Polka Dot/Getty Images)

No es raro que los bebés y niños pequeños se coloquen objetos en la boca. Están sintiendo texturas y explorando su entorno. Sin embargo, una vez que los niños alcanzan la edad preescolar, los padres esperan que la acción de poner objetos en su boca se detenga. Pero para muchos niños en crecimiento ésta es simplemente una manera de poner a prueba los límites entre los elementos que son comestibles y los no comestibles, dice la psicóloga del desarrollo Judith Hudson.

Nivel de dificultad:
Moderado

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    Haz una clara distinción entre lo que es comida y lo que es un juguete. Dile al niño mientras se está llevando el juguete a la boca que es un juguete.

  2. 2

    Habla con el niño cuando está sentado en la mesa con una merienda que la manzana es una fruta y que está bien ponerla en la boca. Explícale que sólo la comida se pone en la boca y no los juguetes.

  3. 3

    Limita la acción de comer a la mesa de la cocina ya que esto ayuda a reforzar que solamente la comida se pone en la boca. Elimina todos los aperitivos de la sala de estar o del dormitorio y asegúrate de que la comida se queda en la cocina después de la hora de comer, haciendo hincapié en que los juguetes u otros objetos que no están en la cocina no se ponen en la boca, sólo la comida.

  4. 4

    Aborda al niño de una manera tranquila cuando se pone un juguete en la boca. Pídele cortéstemente el juguete y explícale que los juguetes no pertenecen a la boca. Di "gracias" una vez que te entrega el juguete y muestra cómo jugar correctamente con él, en lugar de ponerlo en la boca.

  5. 5

    Distrae al niño con otro juguete o proyecto. Quítale el juguete de las manos y la boca y explícale de una manera relajada por qué los juguetes son para jugar y no para comer.

Consejos y advertencias

  • No grites o persigas a un niño por la casa en un esfuerzo para quitarle el juguete de la boca. Esto sólo creará una lucha de poderes.
  • Limpia el juguete que el niño ha estado masticando para eliminar cualquier bacteria o gérmenes.
  • Llama al 911 o al Centro de Toxicología si un objeto peligroso o tóxico es ingerido accidentalmente.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles