Salud

Los factores del equilibrio corporal

Escrito por vanessa newman | Traducido por andrómeda diamond
Los factores del equilibrio corporal

Imagina la sensación de un viaje en montaña rusa o la última vez que tuviste una infección del oído interno. Ambas sensaciones afectan el equilibrio de tu cuerpo (un estado de equilibrio). Muchos factores pueden afectar tu sentido del equilibrio. El cuerpo trata de mantenerse en pie al caminar, y de mantener el nivel de la cabeza cuando está sentado. Esto tiene que ver con mantener un centro de gravedad. La sensación de mareo o inestabilidad es perturbador. Sin embargo, nunca podrías pensar en cómo el cuerpo se mantiene en equilibrio la mayor parte del tiempo. Se necesita una gran cantidad de procesos fisiológicos para hacerlo.

Otras personas están leyendo

Entender el equilibrio

Si alguien corre hacia ti y no puedes salirte de su camino, es posible que te prepares para soportar el impacto y así permanecer en pie. Para mantener el equilibrio, el cuerpo debe equilibrar las fuerzas aplicadas en él de una manera similar. De hecho, la definición de equilibrio es que todas las fuerzas son iguales. Y varios sistemas fisiológicos son los que están involucrados para mantener este estado. Los ojos, las manos, la piel, los pies y los oídos proporcionan información al cerebro.

Factores fisiológicos

Tus ojos conforman el sistema visual, uno de los aspectos importantes del equilibrio. Ellos ven obstáculos y envían la información de las distancias y la velocidad al cerebro. Sin embargo, a veces tu visión puede ser bloqueada o comprometida, lo que puede afectar el equilibrio. Así que tu sistema somatosensorial ayuda. Este es el sentido del tacto a través de la piel y los músculos y la propiocepción (posición en el espacio, la postura y más). Una mano en la parte superior de una mesa puede evitar una caída. Sin embargo, el sentido del tacto tampoco lo hace todo. Tus oídos internos tienen líquido que regulan la posición de la cabeza y el movimiento. Esto es parte del sistema vestibular. Estos tres sistemas controlan el equilibrio.

Otros factores

Las condiciones temporales y crónicas también pueden afectar el equilibrio. Es difícil caminar si tus pies se duermen. Una infección en los senos puede afectar el líquido del oído y causar mareos. Puede que no seas capaz de mantenerte en pie si tienes mala postura. El estrés y la ansiedad pueden romper el equilibrio. Si tienes problemas de visión, el equilibrio puede ser difícil.

Vértigo

De acuerdo con el Instituto Americano de Equilibrio, el vértigo es la sensación de moverse en el espacio, o la sensación de que los objetos giran a tu alrededor. El estrés puede causar vértigo, como también puede hacerlo una afección como la enfermedad de Meniere. Incluso beber alcohol o tomar un medicamento puede provocar vértigo. Habla con tu médico acerca de esta condición para un tratamiento adecuado.

Mejorar el equilibrio

Es necesario practicar el equilibrio para mantenerlo. A medida que envejeces, el equilibrio podría ser menos natural. Hay ejercicios, como mantenerse de pie sobre una pierna o en puntas de pie, que pueden mejorar el equilibrio. Las clases de ejercicios de yoga, Pilates y otros ejercicios para la estabilidad promoverán un fuerte equilibrio y postura. Se consciente de los factores que podrían poner en peligro tu equilibrio, y entiende cuándo buscar ayuda para problemas tales como vértigo.

No dejes de leer...

comentarios

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media