Vida

Las fases del proceso de consultoría

Escrito por alexandra schmidt | Traducido por pilar celano
Las fases del proceso de consultoría

El consultor ayuda a su cliente a identificar los problemas fundamentales y desarrollar un plan de acción.

Ryan McVay/Digital Vision/Getty Images

Un consultor se suele contratar como alguien que, a través de un proceso de colaboración llevado a cabo en conjunto con el empleador, proporciona consejos y sugerencias en base a la información que recolecta. Aprender sobre las diferentes fases del proceso de consultoría puede ayudar a los consultores a asegurarse de que satisfacen las necesidades del cliente y completan sus proyectos de la mejor manera posible.

Otras personas están leyendo

Fase inicial: contratación

La primera fase comienza con la interacción inicial entre el consultor y el cliente. El primero identifica la situación o problema por el cual el cliente solicita ayuda. Escuchar es muy importante durante esta fase. El consultor debe comprender con claridad los problemas fundamentales que está enfrentando el cliente. Durante esta etapa, el consultor también debe iniciar un debate acerca de las expectativas que cada uno tiene respecto del otro y los papeles que cada uno ocupará a lo largo del proceso de consultoría. Es posible que se tenga que remitir de vuelta a este paso durante el proceso si el proyecto no está funcionando de acuerdo con los planes o si el consultor se encuentra con nuevos problemas o preguntas.

Fase inicial: fijación de objetivos

Durante esta fase, el consultor ayudará al cliente a identificar los resultados deseados. Estos pueden incluir aspectos como un aumento de la productividad, mayores ganancias, modificación de la imagen pública de la compañía, o cambios en las relaciones laborales entre los supervisores y los empleados que tienen a cargo. Los consultores también deben debatir sobre qué tipo de producto espera el cliente que generen; puede ser una propuesta o diseño específico, un análisis de la información actual o un curso de capacitación. Este paso ayuda a los consultores a determinar qué tipo de información necesitan para la siguiente etapa. Los consultores también pueden tomar un momento para identificar posibles barreras, restricciones o problemas que se pueden presentar en el futuro.

Fase dos: recolección de datos

En esta etapa, los consultores comienzan a recolectar información acerca de los problemas principales que el cliente les ha presentado. Se pueden utilizar diferentes métodos para recolectar información, como encuestas o cuestionarios, u observación y análisis de documentos y registros.

Fase tres: devolución

Durante esta etapa, los consultores ofrecen una devolución al cliente. Con la información que obtuvieron durante la fase de recolección de datos, deben presentar sus conclusiones, ofrecer sugerencias y darle tiempo al cliente para que responda.

Fase cuatro: implementación

El cliente puede o no querer que el consultor participe del proceso de implementación. Si solicita su asistencia, el consultor puede ayudar a implementar los cambios que sugirió durante la fase de devolución. Es posible que deba revisitar las etapas anteriores si surge algún problema o si el cliente descubre nuevas necesidades. Luego de la implementación, si el cliente está satisfecho con los resultados obtenidos, el proceso de consultoría se puede dar por finalizado.

Más galerías de fotos

comentarios

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media