Cómo fruncir los labios para tocar la trompeta

Escrito por anna roberts | Traducido por eduardo moguel
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo fruncir los labios para tocar la trompeta
Un trompetista. (Digital Vision./Digital Vision/Getty Images)

El término "embocadura" se refiere a la posición y uso de los labios, dientes, lengua y músculos faciales al tocar instrumentos de viento, en este caso, la trompeta. Tocar con la embocadura correcta es esencial para producir las notas correctamente y también afecta otros aspectos de tu sonido, incluyendo la articulación, el rango y el tono. Hay diferentes técnicas de embocadura disponibles, pero existe una básica y ampliamente usada llamada embocadura Farkas. Ésta es un buen punto de partida y un principio básico adecuado para después aprender todo tipo de embocaduras.

Nivel de dificultad:
Moderado

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    Crea el sonido de la "M" con tus labios. Esta posición se encuentra entre fruncir la boca, como al dar un beso, y sonreír. No dobles los labios hacia adentro o hacia afuera ni los sobrepongas. Mantén las comisuras presionadas contra los dientes, de forma que no infles las mejillas. Apunta tu quijada ligeramente hacia arriba; debes mantener la barbilla tensa y suave, no fruncida. El creador de esta embocadura, Phillip Farkas, la describía como "soplar a la sopa caliente".

  2. 2

    Coloca la boquilla de la trompeta contra tus labios, centrando la mitad sobre tu labio superior y la otra mitad sobre el inferior. Presiona con la suficiente fuerza como para sellar la embocadura, pero no más. En otras palabras, presiona lo bastante fuerte como para evitar que el aire se escape. Deberás ajustar la presión según los rangos y niveles dinámicos.

  3. 3

    Levanta tu lengua dentro de la boca para reducir la presión sobre los labios. Esto ayuda a evitar que los labios se separen al soplar y reduce la cantidad de presión necesaria entre los labios y la boquilla.

Consejos y advertencias

  • Mantén tus labios húmedos.
  • La embocadura es un elemento sutil y complejo. Conforme progreses, podrás sentir e implementar técnicas de embocadura más intrincadas.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles