¿Cómo funciona una guitarra?

Escrito por greg johnson | Traducido por eduardo moguel
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
¿Cómo funciona una guitarra?
Una guitarra. (Photo by Clara Natoli)

Otras personas están leyendo

Las cuerdas

Como cualquier otro instrumento, la guitarra produce sonidos mediante vibraciones. Así como los instrumentos de viento vibran con el aire que es soplado a través de ellos, las guitarras vibran gracias a la tensión de las cuerdas rasgueadas por el interprete. Las cuerdas transfieren la vibración a la madera del instrumento, que proyecta la vibración como sonido. Las cuerdas pueden estar hechas de metal, usualmente acero, que en las cuerdas graves es cubierto con una espiral de níquel o bronce (normalmente hay tres cuerdas envueltas en la guitarra eléctrica). Estos delgados hilos de metal son estirados sobre el mástil de la guitarra, donde son sostenidos por una pieza de plástico o hueso llamada cejilla y por un trozo de hueso o metal que se coloca sobre el cuerpo de la guitarra y es llamado puente. Estas piezas evitan que las cuerdas vibren tan sólo en la distancia entre el puente y la cejilla, lo que permite afinarlas con precisión.

El cuerpo

Cuando las cuerdas son punteadas, vibran a lo largo de toda su longitud con cierta frecuencia; el patrón de la vibración produce una nota musical. Pero el sonido producido por las cuerdas no es lo bastante fuerte como para ser escuchado por encima de otros instrumentos, así que el cuerpo amplifica este sonido. El cuerpo de una guitarra acústica se compone de hasta seis piezas de madera que forman una caja parecida a una calabaza. La madera suele ser muy delgada y proviene de coníferas suaves como la picea y el cedro. La madera delgada capta las vibraciones con facilidad y la forma de caja permite que la madera las transfiera al aire en su interior para así crear el sonido. El aire en vibración luego es forzado por el agujero en la tapa del cuerpo para luego ser amplificado fuera de la guitarra.

Produciendo notas musicales

Las cuerdas pueden ser afinadas en ciertas notas debido a su fuerza limitada, así que todo lo que se necesita para producir diferentes notas es cambiar la longitud de la cuerda vibrando. La guitarra usa trastes, piezas delgadas de metal pegadas al mástil, para limitar la vibración de las cuerdas. Cuando un guitarrista presiona una cuerda justo detrás del traste, el metal evita que la sección detrás del traste vibre, efectivamente cambiando la frecuencia y la nota musical producida. Se necesitan cálculos y medidas muy precisas para colocar los trastes, pues uno ligeramente mal colocado puede provocar que la guitarra suene desafinada. Sin embargo, si se colocan correctamente, los trastes permiten tocar cualquier nota en cualquier combinación.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles