¿Cómo funciona un pararrayos?

Escrito por derek odom | Traducido por beatriz mónica graciela castellini de olgiati

Otras personas están leyendo

¿Cómo funciona un pararrayos?

Imagen de un rayo atraído por un árbol.

lightning image by blaine stiger from Fotolia.com

Breve historia

El pararrayos fue inventado hace más de doscientos años, exactamente en el año 1794, por Benjamin Franklin en su intento de explicar cómo actúan los rayos. Él pensaba que si se colocaba un gran polo de hierro con punta afilada en un lugar más elevado que el resto de los conductores de la zona, la energía sería atraída en primer lugar hacia él y luego desviada hacia la tierra. Este es el motivo por el cual los pararrayos se denominan también "Varas de Franklin". Otra de las pruebas que realizó para su investigación, fue hacer volar un barrilete con una llave atada.

Material utilizado

Los pararrayos utilizan metales altamente conductores de electricidad que atraen y llevan la electricidad mejor que los objetos circundantes como edificios o árboles. Si bien la madera y otros materiales también conducen la electricidad si la carga es importante, los rayos tomarán el camino hacia la tierra que les sea más fácil y muchas veces la canalizarán a través de árboles, edificios y aún personas. Los plásticos y el vidrio no conducen la electricidad, a menos que la carga sea extremadamente alta, por lo tanto, no se pueden utilizar como un medio de desvío efectivo.

Cómo funcionan

Las cargas eléctricas que se acumulan en la atmósfera necesitan un camino para liberarse y muchas veces se producen rayos que se descargan sobre objetos elevados a los que pueden dañar sustancialmente. El objetivo del pararrayos es interceptar esta descarga eléctrica, canalizarla de forma segura y evitar que los rayos afecten objetos que pueden incendiarse o generar condiciones inseguras. La idea es colocar la vara de metal a una altura lo suficientemente elevada como para que las cargas eléctricas de la atmósfera tengan mejores posibilidades de canalizarse a través de ella en lugar de casas, árboles o personas. Si la carga es muy grande, finalmente buscará descargarse en cualquier objeto cercano.

Datos curiosos

En el siglo XIX, los capitanes de grandes barcos de madera colocaban esferas de vidrio puro en la parte superior del mástil más alto para evitar que los rayos afectaran al navío. La teoría era que como el vidrio no era alcanzado por los rayos y es un pésimo conductor de la electricidad, el barco navegaría más seguro que si no la tenía. Por supuesto, ahora sabemos que esa idea era muy imperfecta y que los navíos eran afectados regularmente por tormentas eléctricas, independientemente de la presencia de estas esferas. De haber sabido cómo funcionaban los pararrayos, hubiese sido posible que varios de los barcos destruidos por rayos, llegaran seguros a su destino.

No dejes de leer...

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media