¿Cómo funciona un sensor de movimiento?

Escrito por april sanders | Traducido por glen boyd
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
¿Cómo funciona un sensor de movimiento?
Existen dos tipos de detectores de movimiento. (http://www.shed.com/tutor/sensors.html)

Otras personas están leyendo

Dos tipos de sensores de movimiento

Existen dos tipos básicos de sensores de movimiento. Se categorizan basados en cómo detectan el movimiento. El primer tipo se llama un sensor activo. Los sensores activos emiten energía, normalmente ondas de sonido ultrasónicas, al área inmediata. A veces se les denomina sensores de movimiento con base en radar. Los sensores pasivos no emiten energía, en vez, leen los cambios en la energía, utilizando una línea base predeterminada en el área circundante.

Cómo funcionan los sensores activos

Los sensores activos de movimiento trabajan al enviar destellos de ondas de sonido ultrasónicas, después de las cuales el sensor espera a que la energía se refleje de regreso. Un buen ejemplo de un sensor de movimiento activo es la puerta automática del garaje. Si no hay nadie en el área inmediata, las ondas regresarán por el mismo patrón en el cual fueron liberadas. Sin embargo, si hay alguien en el área, la energía rebotará en un patrón afectado. Ellos se crean con sensores que emitirán una señal de alarma en caso de que el patrón sea afectado. En el ejemplo de la puerta del garaje, un patrón interrumpido (afectado por la figura del automóvil) disparará el sensor para que se abra la puerta.

Cómo funcionan los sensores pasivos

Los detectores de movimiento pasivos son más comúnmente utilizados para la seguridad de negocios y casas residenciales que los sensores activos. También se les conoce como sensores infrarrojos pasivos (sensores PIR, por sus siglas en inglés) ya que detectan y miden la energía infrarroja. A veces se les llama también detectores piroeléctricos. Cualquier cuerpo, incluyendo animales y humanos, emitirá energía infrarroja ya que crea calor. La cantidad emitida depende de la temperatura del cuerpo, pero en los humanos, es normalmente de entre 9 a 10 micrómetros.

La mayoría de los sensores infrarrojos pasivos pueden de hecho detectar emisiones en el rango de 8 a 12 micrómetros. Hacen esto con el uso de un fotodetector. Este convierte la luz en estas longitudes de onda en una corriente eléctrica, la cual corre a través de una computadora miniatura dentro de la unidad. La alarma se dispara cuando el fotodetector detecta variaciones grandes o rápidas en la distribución de la energía infrarroja emitida. El movimiento normal en los humanos naturalmente crearán tales variaciones. Las variaciones más pequeñas son ignoradas por la computadora para permitir que los eventos que ocurren naturalmente en el área supervisada, como el lento aumento de calor conforme el sol sale.

A menudo, los sistemas PIR se combinan con un fotosensor de detección de movimiento básico. Frecuentemente verás estos aparatos en los centros comerciales, cerca de la entrada a una tienda. Cuando alguien camina entre ellos, el detector de movimiento a veces emitirá un tono. Los fotosensores normalmente consisten de un rayo láser y un sensor de luz. Cuando la luz se interrumpe por el movimiento de una persona que lo cruza, el sensor nota la breve disminución en el nivel de la luz y alerta a la caja de control, la cual emitirá una alarma sonora o un sonido de campana que a menudo escuchas en las tiendas.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles