Cómo hacer el griñón de una monja

Escrito por sandra johnson | Traducido por paulina illanes amenábar
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo hacer el griñón de una monja
Los griñones, como aquellos usados por las monjas del siglo XIX, varían dependiendo de la era, geografía y orden religiosa. (Hemera Technologies/AbleStock.com/Getty Images)

El griñón de una monja es la cubierta de lino blanca llevada en la cabeza bajo la túnica de un hábito. A través de la historia, las costumbres y las tocas asociadas usadas ​​por las monjas han variado según las preferencias culturales y las necesidades religiosas. La geografía y la orden religiosa específica juegan un papel importante en el diseño de toca de monja. La elaboración de un griñón simple, ya sea por necesidades profesionales o por disfraces, requiere sólo de habilidades de costura básicas.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Cinta métrica
  • 1 a 2 yardas (91 a182 cm) de tela blanca (algodón, lino, lana o sintética)
  • Pluma para tela
  • Tijera
  • Alfileres
  • Máquina de coser

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Mide la circunferencia de la cara. A partir de la barbilla, envuelve la cinta métrica alrededor de la cara yb a lo largo de la línea del cabello y de vuelta hasta la barbilla. Ten en cuenta la medida como "la cara".

  2. 2

    Mide desde la barbilla hasta el pecho. La medición exacta depende de lo largo que la porción de la capa del griñón debe ser. Ten en cuenta la medida como "babero".

  3. 3

    Mide desde la parte superior de la frente en la línea del cabello, hasta la parte posterior de la cabeza hasta los hombros. El punto de parada sobre los hombros debe ser igual a donde se espera que la parte de capa llegue. Ten en cuenta la medida como "cabeza".

  4. 4

    Abre la tela por completo. Si se necesita, plancha los pliegues de fábrica para ayudar a que la tela esté plana. Orienta el borde del orillo como el frente para ubicar el modelo.

  5. 5

    Utiliza una pluma de tela para dibujar una línea en el borde delantero de la tela igual a la medida de la cara más 1/2 pulgada (1,2 cm) para un margen de costura en cada extremo. Con el margen de costura, la longitud total de la línea del rostro debe ser igual a la medición nominal, más una pulgada (2,5 cm).

  6. 6

    Comienza en un extremo de la línea de pluma de tela y mide abajo por la tela una longitud igual a la medida del babero, más una pulgada (2,5 cm) para los márgenes de costura. Marca la medición con una pluma de tela. Repite este procedimiento en el otro extremo de la línea de pluma de tela.

  7. 7

    Mide desde el centro de la línea de pluma de tela, hacia abajo, por una distancia igual a la medida de la cabeza, más una pulgada (2,5 cm) para los márgenes de costura. Marca la medida con una pluma de tela. Esta marca debe estar más abajo en la tela que las marcas de medición en cada extremo de la línea de pluma de tela.

  8. 8

    Corta a lo largo de la línea del marcador de tela. Voltea y corta desde cada esquina de la línea del marcador a las marcas del babero.

  9. 9

    Comienza en una marca de babero y corta una línea semicircular de una marca de babero a la otra. Asegúrate de arquear el semicírculo para que la tijera pase sobre la marca de la cabeza. Esto permite que la tela adicional cubra alrededor de los hombros, una vez se ha completado la toca.

  10. 10

    Usando un margen de costura de media pulgada (1,2 cm), dobla sobre los bordes de tela desprolijos y fíjalos en su lugar con alfileres. Cose un dobladillo alrededor de toda la circunferencia de tela.

  11. 11

    Envuelve la tela con el dobladillo alrededor de la cara, como estará una vez que lo uses. Fija los lados juntos con alfileres bajo la barbilla para que la abertura de la cara no quede demasiado suelta ni demasiado apretada.

  12. 12

    Retira el griñón y termina de fijar la costura delantera con alfileres desde la unión inicial en la barbilla hasta el borde de la tela. Cose a lo largo de la línea de costura con un margen de costura media pulgada (1,2 cm). Prueba la toca terminada para asegurar un calce y forma adecuados a lo largo de la línea de la cara.

Consejos y advertencias

  • Este modelo de toca es un estilo simple de campana cubierto, apto para los trajes de monja medieval o hábitos que no requieran tocas enmarcadas.
  • Los griñones simples pueden o no pueden cumplir con los requisitos de hábito de las órdenes religiosas de rito latino.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles