Cómo hacerte un alisado natural

Escrito por madison garcia | Traducido por ehow contributor
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo hacerte un alisado natural
(Stockbyte/Stockbyte/Getty Images)

Muchas mujeres con el cabello rizado optan por un proceso químico para tener el cabello lacio y suave. Sin embargo, en abril de 2011; la Occupational Safety and Health Administration (OSHA) de E.U.A. emitió una alerta de peligro a los salones de belleza, acerca del riesgo de la exposición al formaldehído de los productos de suavizado y alisado. Los funcionarios de la salud dicen que muchos otros químicos presentes en este tipo de productos representan un riesgo para la salud. Algunas mujeres usan el calor extremo de los secadores de pelo y los alisadores, pero esto produce un daño irreparable en el folículo piloso. Afortunadamente, aún puedes lograr de forma natural, el aspecto de un alisado permanente, sin necesidad de exponerte a productos químicos ni a al calor extremo.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • 8 horquillas
  • Una pinza o sujetador para el cabello
  • Un peine
  • Un pañuelo o un gorro para dormir

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Lava y acondiciona tu cabello en la ducha. Al terminar, seca tu cabello con una toalla hasta que esté húmedo, pero no goteando agua. Divide tu pelo en dos colas de caballo y pásales el peine hasta que queden suaves.

  2. 2

    Usa tus manos y un peine para separar la sección de la corona del resto de tu pelo. No incluyas el flequillo y procura tomar lo equivalente a un tercio del total de tu cabello. Retuerce la sección de la corona hasta que esté tirante y luego sujétala en la parte superior de tu cabeza.

  3. 3

    Divide en partes iguales el cabello restante a la derecha y a la izquierda de tu cuello y retuerce las dos secciones alrededor de sí mismas. Sujeta cada una de ellas detrás de las orejas con dos horquillas. Debes retorcer firmemente, para alisar los rizos y la textura en general.

  4. 4

    Suelta el pelo de la corona y divídelo en una sección derecha y otra izquierda. Retuerce ambas secciones alrededor de sí mismas y sujétalas detrás de las orejas. Las secciones retorcidas deben lucir exactamente igual a las de tu nuca.

  5. 5

    Envuelve tu cabello con un pañuelo o colócate un gorro de dormir para asegurarlo. Tu pelo se secará durante toda la noche y a la mañana siguiente podrás retirar las horquillas.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles