Cómo hacerte una prueba de fibromialgia tú mismo

Escrito por colette larson | Traducido por verónica sánchez fang
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo hacerte una prueba de fibromialgia tú mismo
La fibromialgia produce dolor muscular. (Comstock/Comstock/Getty Images)

El síndrome de Fibromialgia (FMS, por sus siglas en inglés) es una enfermedad dolorosa y debilitante que afecta a las articulaciones, los músculos y los tejidos blandos del cuerpo humano en aproximadamente el dos por ciento de la población de Estados Unidos. Sus múltiples síntomas están estrechamente relacionados con los de Síndrome de Fatiga Crónica (SFC), artritis reumatoide, lupus sistémico y el virus de Epstein-Barr. No existe una prueba confiable para la fibromialgia. Se diagnostica por exclusión de cualquier otra condición de salud que pueda ser responsable de los síntomas primarios subyacentes de la fatiga, dolor muscular generalizado y múltiples puntos sensibles.

Las siguientes preguntas da un panorama de la aparición de la fibromialgia y no deben ser utilizadas como único medio de tu diagnóstico. Si tus tres principales molestias físicas durante los últimos tres a seis meses incluyen fatiga, disfunción cognitiva y dolor, y que han experimentado una significativa porción de los siguientes para un mínimo de tres a seis meses, por favor visita a un médico familiarizado con esta condición para un diagnóstico y plan de tratamiento.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Instrucciones

    Auto examen de fibromialgia

  1. 1

    Dolor ¿Sientes un constante dolor generalizado sordo que parece originarse en los músculos? (Este dolor se produce en ambos lados del cuerpo, por encima y por debajo de la cintura.) ¿Sientes dolor cuando aplicas presión a los puntos sensibles siguientes: * Parte posterior de la cabeza * Entre los omóplatos * Parte superior de los hombros * Lados frontal del cuello * Alta pecho * Codos exteriores * Cadera superior * Los lados de las caderas * Rodillas interiores ¿Estás rígida al despertar por la mañana? ¿Con frecuencia tienes una sensación de hormigueo o adormecimiento en las manos y los pies?

  2. 2

    Fatiga ¿Estás cansado con frecuencia? ¿Tu fatiga perjudica tu habilidad de funcionar? ¿Tienes problemas para dormir?

  3. 3

    Alergias y Sensibilidades ¿Algo de lo siguiente ha empeorado o desarrollado durante los últimos tres a seis meses? ¿Alergias a moho, polvo, estacional o a los alimentos? ¿Sensibilidad a humos, olores o productos químicos? ¿Sensibilidades de drogas o alcohol? ¿Erupciones en la piel o sensibilidad?

  4. 4

    Otros síntomas Has comenzado a experimentar al menos cuatro de los siguientes durante los últimos tres a seis meses: ¿Dolores de cabeza frecuentes y severos? ¿Dolor de garganta recurrente o crónica? ¿Dolor en área de los ganglios linfáticos debajo del brazo o en el cuello? ¿Dolor muscular o malestar general de los músculos? ¿Dificultad para dormir? ¿Problemas con las habilidades cognitivas tales como la memoria o el pensamiento? (comúnmente referido como "fibro niebla") ¿Dolor en las articulaciones en momentos diferentes, como si estuviera "viajando" de una articulación a otra (artralgias migratorias) Otros síntomas pueden incluir períodos menstruales dolorosos, vejiga e intestino irritable, síndrome de piernas inquietas, ojos y boca seca, depresión, ansiedad, tinitus, vértigo, problemas de visión, Síndrome de Raynaud, síntomas neurológicos y problemas de coordinación.

  5. 5

    Historia médica Tienes antecedentes de cualquiera de los siguientes que pueden explicar tus síntomas recientes: ¿Una condición médica, cambio de vida estresante? ¿Una condición psiquiátrica con síntomas psicóticos, trastorno afectivo bipolar, la esquizofrenia, la demencia orgánica, la anorexia o la bulimia nerviosa? ¿El alcohol o abuso de sustancias dentro de los 2 años de la aparición de los síntomas iniciales?

Consejos y advertencias

  • En un estudio de 1997 publicado en el Volumen 2 del Boletín Clínica de Terapia miofascial, John C. Lowe, Richard L. Garrison, Alan J. Reichman, Yellin Jackie, Mervianna Thompson y Daniel Kaufman han indicado una relación entre la producción insuficiente de la hormona triyodotironina (T3) de la glándula tiroides y la aparición de la FM. La T3 envía oxígeno a cada músculo en el cuerpo. En los pacientes con fibromialgia, los músculos parecen estar faltos de oxígeno. Esto se cree que causa el dolor muscular en general experimentado por los pacientes con FM. Otro síntoma principal de la fibromialgia es la fatiga extrema, de nuevo posiblemente causada por el impacto del bajo nivel de T3 en el metabolismo del paciente.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles