Haz tu propio comedero de gallinas

Escrito por darren white | Traducido por carrie king
Haz tu propio comedero de gallinas

Haz tu propio comedero para gallinas usando un tubo de PVC.

Gallina image by Comugnero Silvana from Fotolia.com

Un comedero de gallinas es una manera útil de facilitar su alimentación. Es el aparato perfecto para usar cuando te vas y dejas a las gallinas solas. Con algunos elementos de una ferretería local, puedes tener un comedero simple pero funcional para tus aves. Hay dos maneras en las que puedes hacer comederos fácilmente usando tubos de PVC.

Otras personas están leyendo

Comedero de exteriores

El primer comedero es el más adecuado para aquellas gallinas que están mayormente al aire libre y lejos de la casa. Su diseño te permite sujetarlo al gallinero, soportando la lluvia y el clima. Comienza comprando un tubo de PVC de 12 pulgadas (30 cm) y una pieza adicional de PVC de 4 pies (120 cm), ambos de 4 pulgadas (10 cm) de diámetro. También necesitarás un codo de PVC para conectar ambas piezas, y dos tapas de PVC, que puedes conseguir en el sector de fontanería de la tienda. Además, necesitarás una sierra para metales. Comienza cortando las dos piezas de tubo de PVC. Crea una forma de "L", uniendo las dos piezas con el codo de PVC. Coloca una de las tapas sobre el tubo más corto, que servirá como extremo del comedero. Una vez que la tapa esté enroscada de forma segura, crea una apertura cortando la parte superior del tubo más corto (sin tocar la parte del tubo que está unida al codo y a la tapa) con una sierra para metales. Ahora puedes sujetar el comedero con forma de "L" al gallinero o granero usando el método más adecuado para los materiales de tu granero. Lo puedes pegar con adhesivo de fontanería, encadenar con una cadena de metal, usar clavos o ganchos, o taladrar a la pared usando tornillos. Una vez colgado, puedes llenar el tubo más largo con la comida y cerrarlo con la tapa de PVC restante.

Comedero de interior/exterior

Este segundo diseño es genial para interiores y exteriores. Se coloca sobre el piso y puede ubicarse en una esquina, lejos de los pasillos o áreas con mucho tráfico. Para este comedero necesitas un tubo de PVC de 6 pulgadas (15 cm) de diámetro (o de la altura que desees), un platillo mediano para drenaje de macetas, de 8 a 10 pulgadas (20 a 25 cm), cuatro tornillos de 4 pulgadas (10 cm) o más si usas un platillo más grande, y una tapa de PVC (que puedes reemplazar con la tapa de un envase de café). También necesitarás un destornillador y un taladro. Comienza cortando el tubo de PVC a tu altura deseada (una yarda o 90 cm deberían ser suficiente). Este tubo contendrá la comida. Una vez que el tubo esté cortado, usa tu taladro para hacer agujeros de 1 pulgada (2,54 cm) alrededor de la base del tubo. Estos agujeros se usarán para liberar la comida. Centra el tubo con la base agujereada sobre el platillo para macetas. Une las dos piezas con los tornillos. Si no puedes lograr la presión necesaria con un destornillador, puedes usar un taladro para crear los agujeros para los tornillos. Una vez que el tubo y el platillo estén conectados, puedes llenar el tubo con la comida y cubrir la apertura superior con la tapa de PVC o una vieja tapa de envase de café.

Cosas que debes observar

Antes de poner comida en tu nuevo comedero o dejar que tus gallinas se acerquen a él, asegúrate de limpiarlo cuidadosamente. Los tubos de fontanería o PVC no se manejan con mucho cuidado en la ferretería, así que probablemente estén cubiertos con suciedad y aceites que pueden ser tóxicos para las gallinas.

No dejes de leer...

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2015 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media