Qué hacer si mi hija se cree una princesa

Escrito por erika elizalde
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Qué hacer si mi hija se cree una princesa
La corona y varita mágica son los atuendos característicos de una princesa. (Digital Vision/Photodisc/Getty Images)

Las princesas son un ícono que han existido desde siempre. Casi todas las mujeres cuando fueron niñas jugaron a ser princesas y a llevar sus atuendos como disfraces. Esta moda fue creciendo con el paso del tiempo gracias a la publicidad y marketing de muchas películas infantiles principalmente creadas por Disney, por lo que no es de extrañar que muchas niñas confundan la ficción con la realidad y quieran ser princesas.

Otras personas están leyendo

Controlar el color de la ropa y los accesorios

A muchas niñas pequeñas se les regalan accesorios de color rosa como lo son diademas, vestidos o zapatos. Este color, si bien es asociado con lo femenino es sin duda un aliciente más para que la niña quiera vestirse de princesa todo el tiempo porque la imagen que reciben de las princesas infantiles es de ese color. Comprar ropa de otros colores y enseñarle a combinarlos con su querido color rosa ayudará a que olvide esa imagen idílica de color rosa en sus objetos.

Qué hacer si mi hija se cree una princesa
Aunque existen princesas de dibujos animados que usan otros colores la mayoría de los objetos suelen ser de color rosa. (Michael Greenberg/Digital Vision/Getty Images)

Aprender a ser una princesa jugando

Si tu hija quiere salir vestida de princesa todo el tiempo, una forma de ayudarla a comprender que tiene que tener su propio estilo es jugar a los personajes en casa. De esa forma, cada vez que juegan podrá usar su disfraz de princesa y asociará el juego a esa ropa entendiendo que se trata de un momento de diversión muy distinto a cuando sale a pasear por la calle y que por ese motivo va a llevar los accesorios de princesa.

Qué hacer si mi hija se cree una princesa
Asociar el disfraz de princesa con un juego es fundamental para entender que no es la vida real. (Comstock Images/Comstock/Getty Images)

El contacto con otras niñas de su edad

Aunque el querer ser una princesa es una etapa que la mayoría de las niñas pequeñas de entre cuatro y seis años pasan en algún momento, el contacto con otras niñas de su edad le hará ver que no todas van vestidas como princesas ni se creen ser princesas en su hogar. Poco a poco irá tomando mayor contacto con la realidad y así el espejismo de ser una princesa irá desapareciendo cuando vaya forjando su propia personalidad.

Qué hacer si mi hija se cree una princesa
Las niñas suelen copiar lo que hace su grupo de amigas y siempre habrá alguna que no crea en las princesas. (Pixland/Pixland/Getty Images)

Las princesas generan mitos

Si bien existen muchas princesas en los países que aún conservan títulos nobiliarios, estas tienen un aspecto muy distinto al que las publicidades y el marketing muestran. Son mujeres reales que se casan con príncipes y marcan tendencia. A las princesas se las relaciona con el amor ideal y con ese sueño de vivir en un gran castillo. Acercarle información de princesas reales le ayudará a entender a tu hija que todo es un mito y que las princesas también estudian y hacen una vida normal.

Qué hacer si mi hija se cree una princesa
Las princesas del mundo actual cuentan con carreras universitarias y están muy preparadas para asumir sus responsabilidades. (Andreas Rentz/Getty Images Entertainment/Getty Images)

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles