Historia de las baterías de automóviles

Escrito por emily beach | Traducido por ramiro rementeria
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Historia de las baterías de automóviles
En los vehículos con motores de gasolina tradicionales, la batería proporciona energía eléctrica al motor de arranque del auto y el encendido. (faro coche image by santiago pais from Fotolia.com)

Una batería de automóvil es una parte importante del sistema operativo de un vehículo. En los vehículos con motores de gasolina tradicionales, la batería proporciona energía eléctrica al motor de arranque del auto y el encendido. Los vehículos eléctricos se basan en un tipo diferente de batería para suministrar energía operativa durante un período de tiempo más largo. A pesar de que la batería en sí tiene una larga historia, el modelo de plomo-ácido usada en automóviles se remonta a menos de dos siglos.

Otras personas están leyendo

Las primeras baterías

Se cree que la invención de la batería data del 250 aC. En 1936, vasijas de barro que datan de este período fueron descubiertas en el actual Irak. Los frascos contenían cilindros de cobre junto con una barra de hierro corroído. La corrosión de la varilla llevó a los investigadores a la conclusión de que los frascos eran una forma de tecnología de batería, que se utilizaba para la producción de joyería y orfebrería. El desarrollo de la primera batería moderna se le atribuye al italiano Alessandro Volta, inventor, quien presentó la primera célula de batería en seco en 1800.

Baterías de plomo ácido

En 1860, un físico francés llamado Gaston Plante presentó la primera batería de plomo ácido. Su batería recargable fue considerada un precursor de la tecnología de "celda húmeda". La invención de Plante se basó en electrodos de plomo sumergidos en ácido sulfúrico. Utilizando esta tecnología de celda húmeda, la batería era capaz de producir una alta corriente y también de revertir esta corriente como un método de auto-carga. A pesar de las mejoras que en la batería de plomo-ácido continuamente se realizan, sigue siendo el principal tipo de batería de automóvil utilizado en todo el mundo.

Baterías a prueba de derrames

Durante la década de 1960, los ingenieros alemanes desarrollaron una batería de plomo-acido a "prueba de derrame". Conocido como "celdas de gel", se trataba de baterías de ácido sulfúrico mezclado con polvo de sílice para formar una sustancia tipo gel. El gel evita derrames y escapes accidentales y ayuda a contener el ácido y otros químicos en el caso de un accidente. Estas nuevas baterías de gel también contaron con avanzados sistemas de ventilación que mantienen el agua de los residuos que figuran dentro de la batería para su reutilización durante la carga.

Las baterías de malla fibra de vidrio absorbente

Durante la década de 1970 y 80, la batería de ácido de plomo utilizada en los automóviles se perfeccionó. Estas baterías son conocidas como baterías de malla de fibra de vidrio absorbentes (AGM). Ellas contienen una estera de microfibras que mantiene el ácido contenido, por lo que es a prueba de derrame. El ácido no es mezclado con sílice para formar un gel y es así capaz de más potencia y una mayor durabilidad que una batería de gel típica. Aunque AGM se denominan a veces baterías "selladas" debido a sus sistemas de ventilación internos, no son verdaderamente selladas debido al potencial que esto tiene para la combustión debido a la sobrepresión.

Baterías para vehículos eléctricos

Los vehículos eléctricos e híbridos usan baterías de ciclo profundo de plomo-ácido para accionar el vehículo, en lugar de simplemente alimentar el motor de arranque y de encendido. Debido a la necesidad de mucha más energía, estos vehículos se basan en baterías grandes dispuestas en diversos voltajes. Incluso con estos paquetes de mayor tamaño, la carga puede ser un problema frecuente para los propietarios de automóviles eléctricos. Más recientemente las baterías de iones de litio pueden proporcionar energía constante durante largos períodos de tiempo, pero tienen precios mucho más altos que los hacen prohibitivos para muchos propietarios de automóviles. Existe una nueva batería litio-ion introducida por Toshiba en 2007, que se espera mejore en gran medida la tecnología de baterías de coches eléctricos cuando sea modificada para el uso en automóviles en 2010. Esta batería se recarga en menos de cinco minutos y cuesta menos que las baterías de litio similares utilizadas en los vehículos actuales.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles