Cómo hacer huevos benedictinos

Escrito por morgan o'connor | Traducido por eduardo moguel
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo hacer huevos benedictinos
(Jupiterimages/Comstock/Getty Images)

Los huevos benedictinos, que consisten en huevos escalfados, salsa holandesa, tocino canadiense y un panecillo inglés, son uno de esos platos simples que parecen más complicados de lo que realmente son. En lugar de dejar este plato a los profesionales en restaurantes, intenta prepararlos en casa. Por mucho, lo más complicado de este plato es que requiere hacer varias cosas a la vez. Después de que te sientas cómodo haciendo lo básico, puedes disfrutar tu dominio del plato, o bien diversificarte y hacer variaciones propias.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Olla
  • Vinagre blanco
  • 4 huevos
  • 4 tazones pequeños
  • 2 panecillos ingleses
  • Sartén para freír
  • 4 rebanadas de tocino canadiense
  • Tostadora, opcional
  • Cuchara ranurada
  • Toallas de papel
  • Salsa holandesa

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Llena la olla con dos pulgadas de agua aproximadamente y agrega un poco de vinagre blanco. Hierve a fuego alto. Rompe cada huevo en un tazón pequeño y corta los panecillos ingleses a la mitad mientras esperas a que el agua hierva.

  2. 2

    Reduce la llama del agua hasta que llegue casi al punto de hervor y vierte los huevos tan suavemente como puedas. Mantén el agua a punto de hervir, sin permitir que hierva por completo.

  3. 3

    Coloca las rebanadas de tocino canadiense en una sartén y fríelas de ambos lados a fuego alto durante un minuto. Mientras, tuesta ligeramente las mitades de los panecillos ingleses en una tostadora o sobre la parrilla de tu horno.

  4. 4

    Coloca dos mitades de los panecillos ingleses sobre un plato. Inmediatamente, coloca una rebanada de tocino. Retira los huevos del fuego y saca uno de ellos con una cuchara ranurada. Deja que escurra por un instante sobre una toalla de papel y luego colócalo sobre el tocino y los panecillos. Haz lo mismo con el siguiente huevo. Repite este proceso en un plato separado usando el otro panecillo.

  5. 5

    Baña cada pila de comida con una cucharada generosa de salsa holandesa. Sirve y disfruta.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles