Ideas para anfitriones de pequeños grupos de estudio bíblico

Escrito por lisa baker | Traducido por patricia a. palma
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Ideas para anfitriones de pequeños grupos de estudio bíblico
Muchos cristianos han entablado amistad con personas de la iglesia a través de un pequeño grupo de estudio bíblico. (Brand X Pictures/Brand X Pictures/Getty Images)

Los pequeños grupos de estudio bíblico son un componente importante en muchas iglesias. En una congregación grande, estos grupos proveen un lugar para que sus miembros tengan contacto con otras personas y formen amistades más profundas mientras discuten los principios bíblicos. Incluso en una iglesia pequeña, estos grupos de estudio ofrecen una oportunidad para que los miembros compartan ideas y preguntas en un ambiente interactivo y amigable que no puede ser posible en un servicio de adoración. Si eres anfitrión de un pequeño grupo de estudio bíblico, hay muchas maneras en que puedes ayudar lograr tener éxito.

Otras personas están leyendo

Invitar a otras personas

Habla en tu iglesia o al líder de estudio bíblico sobre a quiénes podrías invitar al grupo de estudio bíblico. Algunos grupos pequeños se idean para ser cerrados, sin nuevos miembros que se añadan después de que este se ha formado, de manera que los miembros pueden llegar a conocerse bien y sentirse cómodos unos con otros. Pero algunos programas de estudio bíblico se prestan para recibir a nuevos miembros regularmente, y ciertos grupos intentan tener un acercamiento con la gente nueva de la comunidad, a la vez que ministran a los miembros de la iglesia. Organiza una reunión a una hora conveniente para tus amigos y vecinos.

Preparar tu hogar

Asegúrate de que tu casa esté razonablemente limpia antes de la reunión. No tiene que ser perfecta -está bien que tus amigos del grupo vean "tu verdadero yo"-, pero arregla el desorden y aspira o barre el suelo de la habitación donde se realizará el estudio bíblico, especialmente si tienes mascotas. Arregla las sillas o sofás en un círculo para facilitar la discusión durante la reunión, y asegúrate de tener suficientes asientos para todos. Considera bajar el timbre del teléfono cuando lleguen los miembros del grupo para que no sean interrumpidos mientras estudian.

Orar por el grupo

Tómate unos minutos antes de la reunión para orar en la habitación donde se llevará a cabo el estudio bíblico. Esto te ayudará a estar espiritualmente preparado para cualquier desafío que pueda presentarse durante la reunión, y también preparará el ambiente de la habitación antes de que esta comience. Ora para que estés atento a las necesidades de los miembros del grupo y para que todos puedan centrarse en Dios y crecer espiritualmente a través de la conversación y el estudio.

Preparar bocadillos

Incluso si tu grupo no se reúne a la hora de comer, los bocadillos son una buena manera para que los miembros se conecten y disfruten de una conversación. Algunos grupos pueden servirse aperitivos mientras llevan a cabo un estudio más formal de la Biblia; mientras que otros pueden esperar hasta después de la reunión para que el debate sobre la Biblia no se vea obstaculizado por tratar de comer al mismo tiempo. En cualquier caso, el suministro de alimentos establece un ambiente distendido y agradable para el grupo. Si te es difícil proveer alimentos, pide a quienes asistan que lleven bocadillos para que la comida esté disponible para todos.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles