Identificación de la jarra alemana para cerveza

Escrito por brian adler | Traducido por felipe builes
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Identificación de la jarra alemana para cerveza
Jarra de cerveza alemana. (beer mug image by Aleksandr Ugorenkov from Fotolia.com)

Las jarras de cerveza alemanas son tazas cubiertas. Esto debe su origen a las regulaciones de salud medievales destinadas a detener la propagación de la plaga. La cubierta debía evitar que las moscas contaminaran la cerveza. Las mejoras en las técnicas de cocción generaron un fuerte recipiente de arcilla. La introducción gradual de otros tipos de cerámica, como la loza y el uso del vidrio, el estaño o incluso el marfil fomentaron el desarrollo de diseños más elaborados. A menudo, las jarras de cerveza alemanas estaban muy decoradas y se conseguían en una amplia variedad de estilos y tamaños.

Otras personas están leyendo

Las primeras jarras

Las primeras jarras de cerveza alemana que sobrevivieron al paso del tiempo datan de antes de 1700. Los ejemplos de este período son fáciles de identificar por regiones. La Alemania moderna nació en 1871. Antes de eso, el término "Alemania" se refiere a todas las tierras de habla alemana, como Austria, Suiza y los territorios adyacentes. Las jarras de las zonas del sur, como Bohemia y Austria, se destacaban por su aspecto sólido y perfil general ancho. El norte de Alemania produjo jarras que eran altas y delgadas. Las regiones oriental y occidental de Alemania también promovieron las diferentes formas de decoración y color. Las occidentales eran típicamente de arcilla con decoración azul, mientras que las del este destacaron la cerámica con un esmalte marrón.

Las formas de jarra más comunes

Después de 1700, las jarras adquirieron una forma estándar. Se volvieron cilíndricas con una anchura igual a la mitad de su altura. Las del siglo XVIII a menudo cuentan con grandes adornos de peltre, sin importar el material de la jarra. Para hacer tapas, bisagras y tiradores utilizaban estaño. Estos accesorios de peltre eran a menudo ricamente grabados. Los ornamentos se hicieron más pequeños y menos elaborados después de 1850. De 1850 a 1865, los accesorios de peltre tomaron la forma de anillos, con tapas de cerámica o de vidrio. Si bien desde 1875 hasta 1914, las jarras se hicieron más económicas todavía contaban con grandes tapas de peltre y levanta el pulgar. Sólo las jarras más costosas continuaron la tradición de las tapas con incrustaciones de cerámica con accesorios pequeños.

La tapa de la jarra

La tapa es una de las características más importantes de las jarras de cerveza alemanas. Las más baratas son producidas en masa y el rasgo preponderante de ellas es que son cónicas. Raramente están decoradas de forma notable. Las tapas planas, sin embargo, estaban muy bien grabadas y eran más caras que las tapas cónicas. Las tapas ornamentales de estaño eran, en grandes rasgos, similares a las que tenían forma de cono, pero solían ser mucho más grandes y cubiertas con un remate. Tanto la tapa y el remate podían ser tallados en formas muy variadas. Las tapas con frecuencia eran extirpables o decoradas con finos grabados. Las tapas con incrustaciones eran una variación aún más costosa que la tapa de peltre ornamental. El borde o la boca de la tapa estaba rodeada por un círculo de cerámica coronado por un remate de arcilla. Los remates eran como estatuas en miniatura. Las tapas y los remates más inusuales podían ser incluso de vidrio o de madera.

Jarras talladas

Muchas jarras de cerveza alemana estaban talladas. La taza se tallaba mientras la cerámica todavía estaba húmeda. Las piezas contaban con figuras en relieve en la superficie o líneas más finas que eran el resultado del grabado o la figura. Usualmente, las tallas representaban escenas de cuentos populares o fábulas regionales. Los motivos patrióticos alemanes también fueron muy populares, así como los diseños de los regimientos del ejército imperial alemán. Era costumbre producir piezas personalizadas para conmemorar los años de servicio de un soldado. Las piezas cuidadosamente talladas a mano tenían precios más elevados que las producidas en masa. Las tallas solían tener terminaciones con diferentes esmaltes que recreaban las figuras y escenas de la vida cotidiana. El interior de una jarra era generalmente de color blanco.

Patentes y otras marcas

Los artesanos de jarras de cerveza alemanas pueden ser identificados por las patentes y las marcas. Puedes buscar información sobre la patente en la estampa o en una incisión en la jarra de cerveza alemana. Las jarras también pueden llevar la marca de un fabricante. Las patentes y las marcas de fabricantes pueden ayudar a identificar una pieza en particular. Muchos fabricantes utilizaban una variedad de marcas diferentes a lo largo del tiempo. Stein Collectors International ofrece imágenes de algunas de las marcas más comunes. Algunas piezas incluso tienen la firma del artesano. Mettlach, Reinhold Merkelbach, Albert Jacob Thewalt, Villeroy & Boch y otras empresas han estado haciendo jarras de cerveza alemanas desde el siglo XIX. El período de 1860 a 1914 es considerado la edad de oro de la jarra de cerveza alemana. Las piezas más preciadas han alcanzado valores de hasta US$120.000.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles