Cómo identificar los síntomas de un desequilibrio electrolítico

Escrito por ehow contributor | Traducido por paula santa cruz
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo identificar los síntomas de un desequilibrio electrolítico
Identifica los síntomas de un desequilibrio electrolítico. (Jupiterimages/Goodshoot/Getty Images)

Los electrolitos como el potasio, el sodio y el calcio están presentes en los alimentos que comemos. Estos elementos son esenciales para el funcionamiento de los músculos y los nervios, y a menudo se agotan durante el ejercicio, el tiempo caluroso y las enfermedades. Un desequilibrio electrolítico puede ser corregido comiendo los alimentos correctos. Pero en algunos casos, este desequilibrio puede indicar la presencia de una reacción alérgica a medicamentos o una enfermedad. Aprende cómo identificar los síntomas y trátalos con una dieta y suplementos adecuados.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    Presta atención a tu cuerpo y verifica si notas algo inusual. Los síntomas de bajo sodio incluyen hinchazón, respiración lenta y calambres abdominales. El término clínico para esta afección es hiponatremia, y es el más común de los desequilibrios electrolíticos.

  2. 2

    Identifica síntomas como náuseas, debilidad, dolores musculares y diarrea como posibles efectos secundarios de un aumento de los niveles de potasio. Si estás entrenando para una maratón, ayunando, tomando diuréticos o padeces insuficiencia renal, puedes sufrir un trastorno llamado hiperkalemia, la cual se produce por un aumento de los niveles de potasio en el cuerpo.

  3. 3

    Presta mucha atención a tu ingesta de sodio. Identifica síntomas como sed excesiva, sequedad en la boca, orina de color oscuro y espasmos musculares. Estos son signos de abundancia de sodio en la sangre. Este trastorno se llama hipernatremia y es un efecto secundario común de la deshidratación.

  4. 4

    Toma nota de la cantidad de veces que vas al baño durante el día. El aumento de la micción y la debilidad pueden ser síntomas de hipokalemia, que significa que hay una disminución de potasio en la sangre. Este trastorno es común en las personas que sufren enfermedad renal y aquellos que toman laxantes.

  5. 5

    Realízate un análisis. Si estás sufriendo cualquiera de los síntomas anteriores o tienes convulsiones inexplicables o excesivos espasmos musculares, debes realizarte análisis para diagnosticar desequilibrios electrolíticos. El médico analizarán tu orina o tu sangre para analizar los niveles de potasio, sodio y calcio. Pídele a tu médico que te explique los resultados. Por ejemplo, los adultos normales deberían tener niveles de potasio de entre 3,5 y 5,3 mg por decilitro. Tu médico debe leer tus resultados para recomendarte un tratamiento en caso de desequilibrios leves.

Consejos y advertencias

  • Si sufres síntomas de deficiencia de potasio, incorpora alimentos como papas, bananas, aguacates y pasas de uva en tu dieta.
  • Reemplaza los bocadillos salados por apio si buscas una fuente de sodio más saludable en tu dieta.
  • Evita ejercitarte en exceso, tomar laxantes para adelgazar y ayunar. Tu cuerpo necesita nutrientes para desarrollarse.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles