Cómo hacer jugo de calabaza

5
Ha sido de ayuda

El jugo de calabaza tiene múltiples beneficios para la salud, que incluyen la reducción del colesterol debido a su alto contenido de pectina y una mejora del sistema inmune gracias a la vitamina C. A menudo se utiliza para mantener la buena salud de los riñones y de la vejiga. El jugo de calabaza se puede tomar solo o mezclado con otros jugos.

Jupiterimages/Photos.com/Getty Images

Necesitarás

Otras personas están leyendo

Paso 1

Comienza con una calabaza fresca que tenga un buen color. Si eliges una calabaza orgánica reduces cualquier posibilidad de que los residuos químicos de la hortaliza terminen en el jugo.

Paso 2

Precalienta el horno a 325 grados Fahrenheit (163 °C). Lava la calabaza y córtala cuidadosamente por la mitad con un cuchillo afilado. Colócala directamente sobre la rejilla del horno precalentado y pon una bandeja de hornear en la rejilla inferior para que recoja los jugos de cocción.

Paso 3

Recoge con una cuchara el jugo acumulado en las mitades de la calabaza durante el horneado y ponlo en un tazón pequeño.

Paso 4

Quita la calabaza cuando la pulpa esté suave y tierna, lo que puede demorar una o dos horas. Espera a que se enfríe completamente.

Paso 5

Recoge la pulpa de la calabaza y colócala en un colador dentro de un tazón grande. Usa una cuchara para pisar la pulpa contra el colador y recoge el jugo en el tazón. Vierte el jugo que has tomado durante la cocción a través el colador, en el mismo recipiente.

Paso 6

Vierte el jugo en una jarra y y ponla en el refrigerador hasta que se enfríe.

Consejos y advertencias

  • Puedes usar especias y miel para darle sabor al jugo. Sírvelo tibio o frío, con cubos de hielo.
  • Guarda la pulpa de la calabaza exprimida para usarla en tus recetas otoñales favoritas, como un pastel de calabaza casero.

Referencias

Lee este artículo

Comentarios

Más reciente