DESCUBRIR
×

Cómo lavar la carne molida cruda con agua

Actualizado 23 marzo, 2017

La carne molida es un ingrediente principal en varios platillos como el chili, los tacos y el pastel de carne. Aunque no es necesario, algunos individuos prefieren lavarla con agua antes de cocinarla. El lavado puede eliminar el exceso de sangre que sale naturalmente de la carne. Además, algunos pueden estar cautelosos de las personas que manejan la carne antes de ser empacada aunque la carne molida vendida en los supermercados es regulada con el tipo de precauciones de seguridad tomadas en su manejo y empaque. Aunque enjuagarla calme tu mente, la USDA (Departamento de Agricultura de los Estados Unidos) recomienda no lavarla para evitar cruzar la contaminación. La mejor manera de asegurar que la carne sea segura para consumirla es cocinarla hasta que alcance una temperatura interna de por lo menos 165 grados Fahrenheit (73 grados Celsius).

Instrucciones

Photos.com/Photos.com/Getty Images
  1. Retira la carne molida del empaque.

  2. Coloca la carne en un colador. Enjuágala con agua fría o tibia. El agua caliente puede cocinarla parcialmente. Lávala hasta que el agua que escurra del colador salga limpia.

  3. Sacude el colador para remover el exceso de agua. Pasa la carne molida a un recipiente de cocción de tu elección. Utiliza la carne inmediatamente después de lavarla.

  4. Desinfecta completamente el fregadero, cualquier superficie alrededor de las áreas para cocinar y el colador inmediatamente después de utilizarlo. Para desinfectar puedes utilizar trapos antibacterianos, cloro diluido con agua caliente o aerosoles desinfectantes. Lava el colador con agua caliente y jabón, si es posible coloca el colador en el lavaplatos para lavarlo.

Necesitarás

  • Carne molida
  • Un colador
  • Un desinfectante