Lechada con o sin arena para colocar baldosas

Escrito por tyler lacoma | Traducido por beatriz mónica graciela castellini de olgiati
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Lechada con o sin arena para colocar baldosas
La lechada con arena es la que más se utiliza cuando se colocan baldosas pequeñas con uniones anchas. (Boden image by Milosz Bartoszczuk from Fotolia.com)

Siempre se debe aplicar lechada cuando se instalan baldosas. La lechada actúa, parcialmente, como argamasa para ayudar a mantenerlas unidas y, parcialmente, como un separador que las mantiene separadas a una distancia determinada, para que no se raspen entre sí. Si bien existen varios tipos de materiales para utilizar, la lechada se clasifica, por lo general, en dos clases: con o sin arena. Los propietarios deben utilizar la más adecuada para el tipo de baldosas que desean instalar.

Otras personas están leyendo

Variedades de lechada

Existen tres variedades básicas de lechada. La primera es el cemento Portland, basada en una mezcla sencilla de cementos. La segunda es la de epoxi, que endurece como un material plástico y la tercera es una resina de furano fabricada con químicos específicos diseñados para resistir el desgaste ácido. Cualquiera de ellas puede contener o no arena, lo que significa que se le agrega un material de relleno arenoso que les da una textura y apariencia más rústica; también se puede agregar un polvo similar a la tiza que les da aspecto de masilla lisa. Hay muy poca diferencia de costo entre todas estas variedades.

Uniones

La regla habitual recomienda que, si las uniones (espacios entre baldosas) son más anchas de 1/8 de pulgada (4,5 cm), deben rellenarse con lechada con arena, mientras que si son más angostas, se debe utilizar la que no tiene arena. La primera une las baldosas de una manera más compacta y más durable, por lo que es la indicada para espacios grandes.

Baldosas

El tamaño de las uniones puede no ser significativo para los propietarios que desean colocar un tipo especial de baldosas. Básicamente, las de cerámica y materiales similares necesitan uniones más anchas que, por lo general, se rellenan con lechada arenosa. Las baldosas de piedra como el mármol o el granito tienen uniones muy finas y deben rellenar con lechada sin arena. Otra regla habitual es, que cuanto más pequeñas son las baldosas, más anchas son las uniones, lo que significa que se deben ligar con lechada arenosa; las baldosas más grandes necesitan unirse con lechada sin arena.

Colores

Por lo general, la lechada con arena es blanca, gris o marrón claro, colores que combinan mejor con las baldosas claras. Las opciones de lechada con arena más oscuras también están disponibles, pero son más difíciles de conseguir. Las lechadas sin arena tienden a ser de color gris y marrón oscuro, porque deben combinar con materiales de piedra más oscuros. Las lechadas sin arena más claras se pueden conseguir, pero son más raras y se utilizan mayoritariamente para baldosas de mármol claro.

Instalación

Los propietarios colocan la lechada de formas diferentes dependiendo del tipo que utilizan. No hay una gran diferencia entre colocar lechada con o sin arena, tan solo entre los diferentes ingredientes como los epoxis y el cemento Portland. Ambos deben medirse con mucho cuidado para asegurar una instalación bien hecha y deben secarse perfectamente antes de pisar las baldosas.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles