Cómo liberar las válvulas de las tuberías que están atascadas

Escrito por dan ferrell | Traducido por walter f. stocco
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo liberar las válvulas de las tuberías que están atascadas
Las válvulas de ls cañerías tienden a congelarse después de años de estar allí sin uso, dejando que se acumulen los minerales del agua y que se apoderen de ellas. (Jupiterimages/Photos.com/Getty Images)

Las válvulas de cierre de agua tienden a acumular residuos minerales y se congelan. Por supuesto, no lo sabrás hasta que necesites cerrar la válvula para hacer una reparación en una tubería, un lavado o una bañera. No saber cómo liberar las válvulas atascadas de cañerías, sin embargo, puede conducir a válvulas, tuberías y accesorios rotos, dando lugar a reparaciones más costosas. Después de unos pocos pasos, sin embargo, podrás hacer que la válvula atascada vuelva a funcionar otra vez y termines tu trabajo de reparación de plomería.

Nivel de dificultad:
Moderado

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Una llave de tubo
  • Una llave inglesa
  • Una pinza de junta deslizante
  • Aceite penetrante, si es necesario
  • Un destornillador Phillips, si es necesario
  • Una tenaza, si es necesario

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Cierra la válvula de suministro de agua principal. Esto evitará que el agua salga de la válvula principal una vez que fluya. La válvula principal conecta tu línea de servicio de agua con el sistema de agua de tu casa y se puede localizar dentro o fuera de tu vereda.

  2. 2

    Sujeta el cuerpo de la válvula atascada con una llave de tubo para evitar que se mueva.

  3. 3

    Localiza la tuerca de presión de la válvula. Esta es la que está justo debajo de la manija que agarras para activar y desactivar la válvula. Si la válvula tiene un vástago visible entre el mango y el cuerpo, esta tuerca estará en la base del tronco, a la derecha en la parte superior del cuerpo de la misma.

  4. 4

    Gira la tuerca de presión hacia la izquierda para aflojarla con una llave mientras sostienes el cuerpo de la válvula con la llave de tubo.

  5. 5

    Intenta girar la válvula para ahora abrirla y cerrarla manualmente. Si la válvula se niega a moverse, golpéala ligeramente en el cuerpo con una llave para quitar cualquier acumulación del tronco. Ahora, prueba girar el mango con un par de pinzas de junta deslizante, pero no apliques demasiada fuerza. Si eso no la libera, ve al paso siguiente.

  6. 6

    Aplica aceite penetrante en el vástago de la válvula, justo debajo de la tuerca de presión, para que el aceite llegue a todo el tronco y a la rosca interior. Si es necesario, retira el mango de la válvula con un destornillador Phillips para obtener acceso al vástago. Espera durante 10 minutos para que el aceite lubricante funcione. Repite el paso 5.

  7. 7

    Ajusta el tronco con una tenaza, si es accesible, y utiliza ésta para girar el vástago en sentido antihorario alrededor de medio giro. Una vez que el tronco esté suelto, aprieta la tuerca de presión, vuelve a colocar la perilla del mango si es necesario, y cierra la válvula principal de suministro de agua de nuevo.

  8. 8

    Abre la válvula de cierre completamente y luego gírala media vuelta en la dirección opuesta. Esto hará menos probable que la válvula se atasque de nuevo.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles