Cómo limpiar y lubricar los rodamientos de unos patines sobre ruedas

Escrito por daniel dick | Traducido por contributing writer
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo limpiar y lubricar los rodamientos de unos patines sobre ruedas
Cuidar correctamente de los rodamientos de tus patines puede aumentar su velocidad. (Kane Skennar/Digital Vision/Getty Images)

A medida que pasa el tiempo, tus patines comenzarán a rechinar. Cuando escuches este sonido, notarás que es más difícil deslizarte con ellos. Si tienes estos problemas, los rodamientos de las ruedas están sucios y debes limpiarlos. Los rodamientos están cubiertos de grasa para reducir la fricción y proteger tus ruedas de rayones. La superficie irregular y los pequeños hoyos de una rueda rayada pueden incrementar la fricción y hacer que vayas más lento.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Una herramienta para patines o una llave de tubo de 1/2 pulgadas (1,25 cm)
  • Limpiador de frenos
  • Un pequeño alfiler
  • Unos guantes
  • Unas gafas protectoras
  • Un balde
  • Servilletas de papel
  • Lubricante para rodamientos de patines
  • Jabón
  • Agua

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Saca las ruedas de tus patines, utilizando la herramienta especial para patines o la llave de tubo para aflojar los pernos que las sujetan.

  2. 2

    Introduce el alfiler en el borde de la cubierta de plástico o caucho, en la parte interior del patín. Usa esto para sacar la cubierta y descubrir los rodamientos. Lava las cubiertas con agua y jabón. Sécalas con las servilletas de papel. Deben estar completamente secas antes de colocarlas nuevamente.

  3. 3

    Saca cada rueda y colócala nuevamente en el eje del patín, hasta la mitad, a unas 3/8 pulgadas (0,94 cm) del eje. Engancha el eje como para que empuje el rodamiento, pero no la rueda en sí.

  4. 4

    Tira hacia abajo de la rueda en ángulo con cuidado, pero con firmeza, para sacar el rodamiento. Asegúrate de no tirar muy fuerte de la rueda, ya que podrías dañar los rodamientos.

  5. 5

    Colócate los guantes y los lentes de seguridad.

  6. 6

    Sostén los rodamientos sobre un balde y rocíalos con el limpiador de frenos. No los rocíes desde arriba, sino desde los lados. El balde sirve para contener el sedimento que saldrá de los rodamientos. Si los rocías directamente desde arriba, el sedimento podría chocar con el fondo del balde y salpicarte.

  7. 7

    Aplica el lubricante a los rodamientos según las instrucciones en el recipiente. La cantidad necesaria varía dependiendo de la marca, pero la mayoría requiere dos gotas.

  8. 8

    Vuelve a colocar los rodamientos y las cubiertas en las ruedas.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles