Cómo limpiar rápidamente una habitación de hotel

Escrito por diane perez | Traducido por contributing writer
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo limpiar rápidamente una habitación de hotel
Estos consejos te ayudarán a limpiar rápidamente un cuarto de hotel. (David De Lossy/Photodisc/Getty Images)

Los huéspedes esperan que su habitación de hotel esté limpia y reluciente, pero quienes se alojan en un hotel también pueden ser muy descuidados cuando están lejos de casa. Cada ama de llaves debe limpiar un número asignado de habitaciones durante su turno, sin importar el estado de desorden en el que se encuentren. Ellas necesitan trabajar rápidamente para tener las habitaciones limpias antes de que los nuevos huéspedes lleguen durante la tarde.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Un plumero
  • Un producto para pulir muebles
  • Paños para limpiar
  • Un rodillo atrapa pelusas
  • Vinagre
  • Botellas con rociador
  • Alcohol para frotar
  • Un producto blanqueador
  • Un producto para limpiar pisos
  • Un trapeador
  • Una aspiradora

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Prepara una lista de verificación impresa para cada habitación de hotel que limpies. Arma una rutina de limpieza que se repita durante el día. Una rutina te ayudará a trabajar con más velocidad.

  2. 2

    Retira la ropa de la cama y mientras los cobertores están fuera, desempolva la cabecera y aspira bajo la cama. Rocía una pequeña cantidad de producto para pulir muebles en el plumero para atrapar el polvo.

  3. 3

    Rocía el paño de limpieza y no los muebles cuando los vayas a pulir. Usa una pequeña cantidad de cera para muebles en un trapo limpio que sea apropiado para esta tarea. Menos producto para pulir significa menos tiempo limpiando los muebles.

  4. 4

    Ata una camiseta vieja o un trapo grande a una escoba y rocíalo con un producto para pulir muebles. Pasa la escoba envuelta sobre la parte de arriba del marco de las ventanas y luego bajo la base. Esto ahorra tiempo al evitar tener que treparse a una escalera cada cierta distancia.

  5. 5

    Pasa un pequeño rodillo atrapa pelusas dentro de la bañera, la ducha y los lavabos para recoger rápidamente los cabellos sueltos y las pelusas. También puedes usar un rodillo bajo el tocador, los cajones y otras áreas difíciles de alcanzar.

  6. 6

    Limpia los accesorios de cromo y las puertas de la ducha con una mezcla de una parte de agua y una de alcohol para frotar, en partes iguales y colócala en una botella con rociador. Con ello matarás gérmenes y le darás un acabado brillante al cromo.

  7. 7

    Limpia la lechada entre las baldosas usando vinagre en una botella con rociador. Usa vinagre directamente para el moho que está adherido o una mezcla de mitad agua y mitad vinagre para la lechada que se esté destiñendo. Si el tratamiento con vinagre no funciona, entonces usa un producto blanqueador para aclararla.

  8. 8

    Limpia la bañera y los espejos usando la misma mezcla de vinagre. Una goma de borrar removerá las manchas de agua dura.

  9. 9

    Trapea los pisos con un limpiador que no necesite enjuagarse y que se seque sin dejar marcas. El tipo de producto de limpieza que elijas dependerá del tipo de pisos, por ejemplo baldosas de cerámica, terrazo, parqué, madera o linóleo.

  10. 10

    Lava tus manos para remover todos los residuos de productos de limpieza y luego seca tu piel. Después vuelve a poner la ropa de cama y dispón toallas limpias en el baño.

  11. 11

    Aspira la pieza desde el punto más alejado y sigue trabajando hacia la puerta. Esto dejará la alfombra cepillada sin huellas de pies y aumentará la apariencia de limpieza de la habitación.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles