Limpieza de un moisés de mimbre

Escrito por april sanders | Traducido por gloria nancy grajales ramirez
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Limpieza de un moisés de mimbre
Moisés de mimbre (wooden miniature baby buggy image by timur1970 from Fotolia.com)

Otras personas están leyendo

La seguridad es lo más importante

Los moisés de mimbre son cunas tradicionales y hermosas. Son livianas, cómodas y por añadidura, populares entre los padres que quieren una cama portátil y cómoda para su pequeño. No obstante, el mimbre por su propia naturaleza acumula suciedad y gérmenes en cada huequito. Antes de comenzar a limpiar el moisés de mimbre, necesitas asegurarte de que la pintura con la que lo cubrirás es segura para tu bebé. Por desgracia, la pintura con plomo fue utilizada en muchos moisés de mimbre hace apenas tres décadas. Si tu cuna es usada, es necesario descascarillar algo de la pintura y examinarla para verificar la presencia de plomo antes de dejar a tu bebé dormir en ella. Puedes comprar un kit para prueba de plomo en la pintura, en cualquier ferretería, tienda para el hogar o vivero.

Limpieza

Ahora que ya tienes la certeza de que la cuna es segura para tu bebé, puedes enfocarte en su limpieza. Primero, quita cualquier colchón, manta u otros artículos de bebé de la cuna. A continuación, llévala afuera. Una vez que la cuna esté allí, usa agua caliente y jabonosa (añade detergente para la ropa y un balde de agua caliente) para lavar la cuna. Utiliza un cepillo de cerdas suaves que logre llegar a las hendiduras del mimbre. Luego, usa una manguera para enjuagar el agua jabonosa de la cuna. Para lugares difíciles de alcanzar, utiliza un limpiador ecológico en botella y con atomizador; después enjuaga con la manguera.

Desinfecta y seca

Prepara una solución con 1 galón de agua (3,78 litros) y 3/4 de taza de blanqueador. Asegúrate de proteger las manos con guantes de caucho y usar ropa vieja, ya que el blanqueador arruina toda la ropa con la que entra en contacto. Deposita la solución en una botella con atomizador y humedece completamente el moisés. Esto matará los gérmenes. Como alternativa, simplemente vierte la solución sobre la cuna. Enjuaga con una manguera, y luego deja que se seque al sol. Es probable que tengas que dejarla secar por más de un día y permitir que el olor a blanqueador se disipe.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles